Compartir

MOSCÚ (Sputnik) — El fundador del portal de filtraciones WikiLeaks, Julian Assange, declaró en un encuentro con el diputado del Partido Republicano de EEUU Dana Rohrabacher que Rusia no tiene nada que ver con el hackeo de la base de datos del Partido Demócrata en la última carrera electoral presidencial, escribe el diario The Hill.

Según el medio, Rohrabacher mantuvo un encuentro de tres horas con Assange en el que se debatió “una amplia gama de asuntos, entre los que se encontraba la filtración de los correos electrónicos de los demócratas durante las elecciones presidenciales del año pasado”.

“Julian reafirmó categóricamente que los rusos no estuvieron involucrados en el hackeo ni en la divulgación de esos correos electrónicos”, dijo Rohrabacher.

Assange, según el republicano, indicó que está abierto a hablar más del tema y aportar información concreta, que el público aún desconoce, sobre el incidente de los correos lectrónicos demócratas.

Rohrabacher, que preside el subcomité de la Cámara de Representante para Eurasia, se reunió con Assange en la legación ecuatoriana de Londres, donde el fundador de WikiLeaks se refugia desde hace más de cinco años.

El propio Assange comentó más tarde la publicación en The Hill.

“No me dirijo al público a través de terceros, solo mis declaraciones directas y no mediadas pueden considerarse fiables”, dijo.

La CIA, el FBI y la Agencia de Seguridad Nacional de EEUU publicaron el pasado 6 de enero un informe en el que acusaron a Rusia de interferir en las elecciones estadounidenses, pero no presentaron ninguna prueba concreta.

En concreto se acusó a Rusia de medrar en la campaña de 2016 organizando el ciberataque a los servidores del Comité Nacional Demócrata y la publicación a través de la plataforma WikiLeaks de los mensajes hackeados, que destaparon cómo la cúpula partidista había favorecido a Hillary Clinton en las primarias y buscado desacreditar a su rival Bernie Sanders.

El Gobierno de Rusia negó repetidamente esas acusaciones y el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, las calificó de “ridículas”.

También el fundador del portal de filtraciones, Julian Assange, desmintió en más de una ocasión los presuntos vínculos entre WikiLeaks y los servicios de inteligencia rusos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here