Las llamadas “cigarreras” eran mujeres que trabajaban en la fabricación del tabaco en España y promovieron los primeros levantamientos organizados para reclamar mejoras laborales en el siglo XVIII. Las “cigarreras” eran contratadas porque eran hábiles con las manos, cobraban menos que los hombres y se les presumían más dóciles, pero respondieron al maltrato laboral con protestas nunca antes vistas en España. teleSUR

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.