En 2017 se ha triplicado el número de viajeros de EEUU a la Isla. Han sido 1,7 millones de personas, de ellas 619 mil de origen no cubano, un grupo que ha crecido el 217 % en un año. Son cifras espectaculares, teniendo en cuenta la prohibición del turismo normal, y que solo corresponden a viajes culturales, educativos o de intercambio. Datos preocupantes, sin duda, para los halcones de ultraderecha, que no cejan en su empeño de dañar la economía cubana.

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.