Yulia Skripal es prácticamente una rehén de las autoridades británicas que está siendo sometida a medidas psicológicas, ha denunciado el representante permanente de Rusia ante la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ), Alexánder Shulguín.

“Actualmente, las autoridades británicas esconden con esmero a Yulia Skripal de los medios de comunicación y del público. Su paradero se desconoce”, ha afirmado Shulguín en una reunión del comité ejecutivo de la OPAQ.

Ha agregado que “tanto a los representantes de la parte rusa como a sus parientes se les niega el acceso” a Yulia. “No tiene posibilidad de volver a Rusia, hacerse una revisión médica y recibir tratamiendo”, ha criticado el representante ruso.

“Las circunstancias mencionadas indican que la ciudadana rusa Yulia Skripal, es, de hecho, rehén de las autoridades británicas; está siendo retenida en el territorio del Reino Unido por la fuerza y sometida a medidas psicológicas”, ha declarado el alto cargo.

Serguéi y Yulia Skripal fueron envenenados el pasado 4 de marzo. Yulia, de 33 años, ya ha sido dada de alta, mientras que su padre, de 66 años, todavía permanece ingresado en el hospital.

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.