Los manifestantes demandaron mejoras salariales, más servicios básicos, seguridad, entre otros | Foto: @BancadaLibre

Con bombas lacrimógenas y piedras, la movilización pacífica convocada por los sindicatos contra la crisis económica y la violencia en ese país fue interrumpida.

La policía y el Ejército de Honduras reprimieron este martes la marcha pacífica convocada por el Día Internacional de los Trabajadores, en el parque central de Tegucigalpa.

Con bombas lacrimógenas y piedras, la movilización convocada por los sindicatos contra la crisis económica y la violencia en ese país fue interrumpida.

Niños, mujeres, ancianos y periodistas resultaron afectados por los gases. Los ciudadanos también denunciaron a través de las redes sociales represión por parte de los agentes de seguridad.

Los manifestantes demandaron mejoras salariales, más servicios básicos, seguridad, entre otros. Asimismo, cuestionaron al Gobierno de Juan Orlando Hernández porque promueve leyes que van contra la estabilidad laboral.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.