El ministro de Salud de Siria, Nizar Yazigi, declaró que el gobierno de este país invierte cuantiosos recursos para la atención sanitaria de la población y la prevención de enfermedades.

En su intervención en una reunión sobre el tema salud en Ginebra, Suiza, el representante gubernamental señaló que pese a la guerra en Siria, iniciada en 2011, a través de los centros de salud se realizaron en 2017 más de 40 millones de servicios médicos gratuitos.

Indicó que como logro mejoraron las reservas estratégicas de medicamentos y vacunas, indicó.

Yazigi precisó que el Ministerio, el cual recientemente adquirió 32 ambulancias y clínicas móviles, labora en la reconstrucción de centros de salud afectados por ataques terroristas.

En otra parte de su intervención, denunció que pese a la disposición de Siria de construir establecimientos de salud en zonas de los Altos del Golán sirios ocupados por Israel, Tel Aviv se niega a acceder a esa demanda.

Siria, con ayuda del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia y otros organismos, realizó en diversas ocasiones campañas de vacunación para los niños contra dolencias como la poliomielitis, el sarampión, paperas y rubéola.

Damasco considera que la situación de la salud en este país es estable, pese a la guerra y el bloqueo económico impuesto por países occidentales que impiden la adquisición de equipos médicos y medicamentos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.