En Washington, volvieron a escucharse este martes gritos de ‘No al veto, no al muro” tras conocerse que la Corte Suprema de ese país consideró legal la prohibición de migrar a territorio estadounidense, dictada por el presidente Donald Trump, contra los ciudadanos de Irán, Libia, Siria, Yemen, Somalia, Corea Democrática y determinados funcionarios venezolanos y sus familiares.

La decisión de la máxima instancia judicial estadounidense es considerada un éxito por el gobierno de Trump. En enero de 2017, en sus primeros días en la Casa Blanca, el mandatario emitió una orden ejecutiva prohibiendo la entrada a suelo estadounidense de ciudadanos procedentes de siete países de mayoría musulmana.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.