Imagen ilustrativa MARK GARLICK/SCIENCE PHOTO LIBRARY / Gettyimages.ru

El cúbit es la unidad más básica de la computación cuántica y científicos chinos lograron alcanzar un nuevo récord trabajando con ellos. ¿Qué hicieron? Entrelazaron 18 en seis fotones conectados, publicó Physical Reviews Letters.

Lo particular de esta investigación realizada por el equipo de la Universidad de Ciencia y Tecnología de China (USTC, por su sigla en inglés) radica en la cantidad de cúbits o bits cuánticos que consiguieron vincular con pocas partículas.

Para tener éxito, debieron enfrentar la dificultad del tiempo. Vincular los seis fotones puede llevar “varios segundos”, explicó la física cuántica Sydney Schreppler, algo que puede resultar una eternidad para los tiempos de la computación. A eso se suma que cada partícula que se agrega al proceso tarda en unirse más tiempo que las anteriores, por lo que completar el proceso de agrupación de los 18 cúbits puede demorar demasiado.

Sin embargo, para entrelazar los seis fotones con tres bits cuánticos cada uno, los investigadores aprovecharon el “múltiple grado de libertad” de los fotones. Cuando un cúbit se codifica dentro de una partícula, lo hace en alguno de los estados que ella presenta, es decir, su “grado de libertad” que, en el caso del fotón, pueden ser varios. Gracias a ello, un sistema cuántico puede agrupar una mayor cantidad de información en menos partículas.

“Es como si tomaras seis bits de la computadora, pero cada uno de ellos se triplicó en la cantidad de información que podía contener y puede hacerlo con bastante rapidez y de manera eficiente”, cerró Schreppler.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.