Al ministro de Cultura se le ha visto muy pronto el plumero. José Guirao, que así se llama el señor ministro, ya ha mostrado hacia dónde se dirigen sus pasos.

En realidad nada que sorprenda, y es que es un miembro del Gobierno del PSOE (con eso queda todo dicho), el que sustituyó al dimitido y fugaz señor Máxim Huertas.

Entrevistado hoy en El món a RAC1, Guirao no ha querido opinar sobre la condena de Valtonyc, que como se sabe está exiliado en Bélgica. Tampoco ha querido pronunciarse sobre la persecución judicial a otros artistas.

El ministro ha afirmado que no quiere que la gente, en general, vaya a la cárcel. Y ha añadido que “una vez un tema entra en proceso judicial es mejor que siga su proceso”.

Guirao ha subrayado que “los artistas como todos los ciudadanos tienen un límite, que son las leyes”, aunque ha reconocido que estas leyes pueden entrar en colisión con la libertad de expresión y con la libertad de creación, una cuestión que ha definido como “un terreno resbaladizo e interpretable”.

Después ha mentido afirmando que “casos de este tipo ha habido en todos los países europeos”, pero no concretó cuáles eran estos, porque en la actual Europa, a pesar de estar gobernada casi en su totalidad por la derecha más reaccionaria, no existe ninguno país que vulnere la libertad de expresión como lo hace el Reino de España.

Preguntado sobre la posibilidad de que el Gobierno indulte a Valtonyc si vuelve al Estado español, se ha mostrado esquivo, alegando no saber nada sobre los procedimientos en este tema y ha expresado que esta cuestión corresponde al Ministerio de Justicia.

Nadie se llame al engaño, José Guirao es ministro de un Gobierno “socialista” que es capitalista y que, por ende, trabaja para los grandes beneficiados de tan injusto e inhumano sistema.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.