25 agosto 2018 – Manifestantes argentinos y activistas de los derechos indígenas se oponen a la construcción de un centro de asistencia en desastres naturales en la provincia de Neuquén, en la Patagonia argentina, financiado por el Comando Sur del Departamento de Defensa estadounidense.

Temen que esta instalación denominada Centro de Operaciones de Emergencia (EOC) sea en realidad usada como base militar.

La iniciativa despertó el rechazo de varios legisladores provinciales y llevó a los miembros de la alianza de partidos Frente Neuquino a presentar un proyecto de ley que prohíba la instalación de bases militares, científicas o de otro tipo que estén vinculadas al Gobierno de Estados Unidos en la provincia.

Esta grabación muestra a los manifestantes con carteles en los que se pueden leer frases como “No a la base de los yanquis” y “Estados Unidos fuera de Neuquén”, junto con otros con el mensaje “China fuera de Neuquén”.

El centro se está construyendo a unos 500 kilómetros de distancia de donde debería emplazarse una instalación de estas características, y a menos de 200 kilómetros de una base china de apoyo a misiones espaciales inaugurada este año.

Activistas proderechos humanos aseguran que los intereses militares del Gobierno de Macri están alineados con los de Estados Unidos, que ha incrementado su presencia militar en América Latina y el Caribe. Por esta razón, aseguran, el actual Gobierno de Buenos Aires aumenta cada vez más su cooperación militar con Washington y le permite incrementar su presencia en el territorio argentino.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.