La Habana, 4 oct (PL) Diplomáticos de varios países recordaron hoy en esta capital con una condena al terrorismo a las 73 víctimas de la voladura en 1976 de un avión cubano cerca de las costas de Barbados.

En la Casa del Alba Cultural, representantes de países de varios continentes reiteraron que el terrorismo es inaceptable en todas sus formas y manifestaciones.

En el acto, organizado por la embajada de Guyana, el intelectual cubano Ricardo Alarcón calificó de monstruoso el atentado del 6 de octubre de 1976 contra la aeronave DC-8, de Cubana de Aviación.

De acuerdo con Alarcón, particular repudio merece el hecho de que los autores intelectuales del crimen, Luis Posada Carriles y Orlando Bosch, recibieran amparo en Estados Unidos.

Sucesivos gobiernos les dieron hospitalidad generosa, pese a que desde muy temprano fueron identificados como los responsables, agregó.

Asimismo, señaló que en el sabotaje, en el cual perdieron la vida 57 cubanos, 11 guyaneses y cinco coreanos, estuvieron implicadas agencias de inteligencia norteamericanas.

Alarcón agradeció los esfuerzos de Trinidad y Tobago y Barbados para esclarecer lo ocurrido.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.