Sidra Zaarur, una niña siria de 13 años que perdió las piernas durante los bombardeos de los militantes de Jabhat-al-Nusra en 2016, volvió a la vida normal en su ciudad natal de Alepo, después de recibir tratamiento en Rusia.

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.