La Cuestión de la Mujer.

85

Rebeca González.— Desde esta página reivindicamos el 8 de marzo, Día de la Mujer Trabajadora, como una conmemoración del movimiento obrero femenino, rememorando el incendio en la fábrica de camisas Triangle de Nueva York en el cual murió más de un centenar de trabajadores, mayoría conformada por jóvenes mujeres inmigrantes.

Debemos tener en consideración que, desde 1975, la Organización de las Naciones Unidas tomó la decisión de institucionalizar tal fecha como una conmemoración del feminismo transversal, suprimiendo el cariz de lucha de clases que lo caracterizaba y pasando a denominarlo “Día Internacional de la Mujer”, llegando así a significar, para muchos y muchas, una simple y despolitizada celebración del hecho de ser mujer; propiciando también, en el peor de los casos, un despiadado enfrentamiento entre hombres y mujeres que genera desclasamiento.

Esta burda estrategia burguesa, carente en su totalidad de verdadero espíritu revolucionario, ha cosechado grandes logros a su favor, hasta el punto de hacer girar las principales demandas en torno a una serie de conceptos simbólicos y metafísicos, sin plantear propuestas ni objetivos específicos, idiosincráticos e inapelables para la adquisición de derechos de la mujer trabajadora, como parte integrante del proletariado y especialmente agraviada por el capitalismo y su ideología.

1 COMENTARIO

  1. Dices bien, una milésima parte está escrito por el bolchevismo, aquí dejo lo siguiente.:

    El 23 de febrero (8) de Marzo, Jornada Internacional de la Mujer, los obreros, respondiendo al llamamiento del Comité bolchevique de Petrogrado, lanzandose a la calle en manifestación contra el hambre, como la guerra y contra el zarismo. En Petrogrado, esta manifestación, de las obreras, luego apoyada con una acción huelguistica general de los obreros. La huelga política comenzaba a convertirse en una manifestación política general contra el regimen zarista.

    Extracto del libro Historia del P.C.U.S. Partido Comunista (Bolchevique) de la URSS.
    (Editorial Templando el Acero).

    Vamos mal si no se retoma la acción del 8 de Marzo hácia posiciones revolucionarias que hagan temblar los cimientos de la burguesia y sus feministas, de lo contrario núnca se conseguirá nada, si, más explotación y más desigualdad, el 8 de Marzo no puede seguir siendo una fiesta de tambor, que es lo que quieren precisamente los burgueses y el gobierno capitalista, no es de insulto que en la fachada del congreso de los «diputados» esten colgadas unas cintas en solidaridad con el 8 de Marzo?, así todo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.