Compartir

Los Estibadores están convocando movilizaciones y huelgas. Estos trabajadores son los que se encargan de cargar y descargar las mercancías de los barcos y van a la lucha para defenderse del atropello que el Ministerio de Fomento, Patronal y Unión Europea intentan hacer con ellos mediante la liberalización del sector. Con esta movilización tratan de defender las conquistas, que como trabajadores han conseguido a lo largo de muchos años y de muchas luchas; puestos fijos de trabajo, salarios aceptables y unas condiciones de trabajo reguladas.

Quieren eliminar las condiciones que desde la CSC consideramos mínimas para toda la clase obrera.

La Unión Europea, defensora de los grandes capitales parasitarios, en alianza con el gobierno reaccionario del PP y la patronal, trata de darle la vuelta a la situación para machacar a los trabajadores de la Estiba. En otros sectores donde han intervenido las consecuencias para los trabajadores son nefastas (telefonía, construcción, camareras de habitación, limpieza…);con esa consigna que repiten los voceros del régimen capitalista, “todo contra los trabajadores, todo para los especuladores”, incrementando así la explotación de la mano de obra.

Para cerrar la maniobra y afianzar el engaño, Fomento crea un modelo distinto de contratación que supondrá la pérdida de los puestos de trabajo estables e indefinidos convirtiéndolos en precarios y pendientes de contratación. ¿Esto qué significa,? Que casi la totalidad de los 6.156 trabajadores serán despedidos de empresas privadas con fondos públicos con 20 días por año, y las empresas estibadoras dispondrán de un periodo de tres años para contratar a estos mismos trabajadores. La consecuencia es que este colectivo de trabajadores quedará definitivamente despedido, los puestos de trabajo precarizados, el mercado laboral flexibilizado y la profesionalidad mermada en su experiencia. Eso sí, una operación muy rentable para la patronal del sector que rebajará brutalmente los salarios y las condiciones laborales, incluidas la seguridad y salud en el trabajo.

Hay que decir que por los puertos españoles pasa el 60% de las exportaciones y el 85% de las importaciones nacionales, que representa el 53% del comercio exterior con la UE y el 96% con terceros países. Un sector estratégico de la economía que, gracias a las luchas de los trabajadores, ha mantenido unos derechos laborales aceptables y que el Gobierno y empresarios, con la manipulación de los medios, califican de privilegios. Ya hemos comprobado en otras ocasiones como la estrategia de precarizar un sector luchador pasa por señalarlos como trabajadores privilegiados y anacrónicos (de otro tiempo) y su modelo sindical trasnochado porque se organiza y lucha, no ajustado a nuestro tiempo. El siguiente paso es romper la negociación y no dejar salida a los trabajadores obligándolos a la huelga, acusando a los huelguistas de dañar los intereses de todo el país y con la colaboración de los medios se lanza una campaña de desprestigio para que todos y todas acabemos odiando a los trabajadores que lo único que buscan es defender sus puestos de trabajo, como tenemos que hacer toda la clase obrera.

Desmontar las mentiras que de forma pertinaz y cínica se vierten a cada instante contra la clase obrera por el régimen capitalista es la primera tarea que debemos abordar. Llamar privilegio a un salario de 1200 o 1800 euros al mes con un contrato fijo no es más que una teoría filo-fascista que se hace desde las entrañas del régimen capitalista bajo el aurea de la “democracia”. Los “privilegios” que existen en el capitalismo los padece la clase obrera porque los pagamos. Salen de nuestro trabajo. Los privilegios de la monarquía, de los César Alierta, de los Amancio Ortega, de los Botín…, de los corruptos y de su impunidad. Todos ellos, parásitos empedernidos que se apropian del trabajo de los demás.

Desde la Coordinadora Sindical de Clase apoyamos la lucha de los Estibadores y las convocatorias de huelga convocadas por la Coordinadora Estatal de Trabajadores del Mar (CETM) que por otro lado se definen con unos principios como de clase, democrático, asambleario, internacionalista y solidarios con toda la clase trabajadora, como demuestra su participación en todas las luchas y huelgas generales. Principios en los que coincidimos como Coordinadora Sindical de Clase y pretendemos que se extiendan a más empresas y sectores de producción, para no perder ni una conquista más y avanzar en nueva reivindicaciones y derechos.

Hacemos un llamamiento a toda la clase obrera a apoyar la lucha de los estibadores en defensa de sus puestos de trabajo, salarios y condiciones laborales, en contra de las intenciones del Gobierno, Patronal y UE.

Contra la Liberalización del sector

Por la nacionalización delos sectores estratégicos de la economía

No a los despidos

Viva la lucha de la clase obrera

Apoya la Huelga de los trabajadores
marzo 10, 2017 de CSC.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here