Compartir

CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Forenses de la fiscalía federal de México y del estado de Morelos trabajan en la exhumación de 35 cadáveres de una fosa común, que corresponden a cuerpos sepultados sin protocolos de identificación, informaron las autoridades.

“La Procuraduría General de la República (PGR, fiscalía federal), a través de la coordinación general de Servicios Periciales de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), colabora con la Fiscalía General del Estado de Morelos en el proceso de exhumación”, dijo la fiscalía federal en un comunicado.

El proceso de exhumación de la fosa común ubicada en el panteón municipal de Jojutla, estado de Morelos (150 al sur de la ciudad de México) fue ordenado para rectificar el procedimiento legal, porque “alrededor de 35 cadáveres fueron enterrados sin protocolo de identificación”.

En el proceso que durará alrededor de cinco días participarán criminalistas, arqueólogos y personal de la PGR, con “la participación interinstitucional que da certeza y certidumbre a las investigaciones”, dijo la fiscalía federal.

“Recibimos la solicitud para cuatro especialidades: arqueología, genética, fotografía y video forense; de esta manera hacemos un equipo en conjunto”, dijo al iniciar el proceso de exhumación el coordinador general de Servicios Periciales de la PGR, Anselmo Apodaca.

Un Centro Médico Forense Federal Móvil con un área para realizar nuevas necropsias de algunos cuerpos y una cámara para mantener 35 cadáveres en refrigeración fue instalado para la operación, dijo el funcionario.

Las instalaciones cuentan con una zona de lámparas, instrumentación, agua corriente y drenaje, “sin que se exponga a los operadores y al personal que ahí realiza sus funciones”, explicó el responsable.

“La sociedad espera mucho de nuestras instituciones, es un buen momento para ofrecer un resultado con certidumbre científico-técnica”, dijo Apodaca.

Organismos defensores de víctimas de violaciones a los derechos humanos estiman en 2.000 los desaparecidos el estado de Morelos, que limita con el sur de la Ciudad de México, mientras que en todo el país hay más de 28.000 personas reportadas como desaparecidas en los últimos diez años de guerra contra el crimen organizado.

El anuncio del proceso de exhumación fue hecho tres días después del hallazgo de ocho fosas clandestinas con 47 cráneos y múltiples restos humanos en el municipio costero de Alvarado, en Veracruz, estado del sureste de México, 350 km al sureste de la capital

Esos restos humanos en Alvarado fueron reportados oficialmente una semana después de que el fiscal de Veracruz confirmó el hallazgo de 252 cráneos en fosas clandestinas en la urbanización Colinas de Santa Fe, del Puerto de Veracruz (unos 400 km al este de  Ciudad de México)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here