Compartir

El Reino Unido ha retirado sus tropas de la base Al-Tanf operada por la Coalición en el desierto del sur de Siria y de hecho da por terminada toda la asistencia militar hasta ahora proporcionada a los mercenarios afiliados al Ejército Libre Sirio (FSA) en el sureste de Siria.

Al igual que el personal militar estadounidense que también formaba parte del llamado programa de entrenamiento de “oposición moderada” en el sur de Siria, las tropas de las fuerzas especiales británicas operaban desde una base de la Coalición establecida en la ciudad de Al-Tanf, cerca de la frontera de Siria con Iraq.

Prácticamente todos los combatientes de las FSA que formaban parte del programa de entrenamiento aprobado por el Pentágono habían luchado en años anteriores contra las fuerzas progubernamentales en la región de Deir Ezzor, en Siria, junto al grupo terrorista Jahbat al-Nusra, ligado a Al-Qaeda.

Según Daily Telegraph, la retirada británica y el cese de apoyo a los militantes de la FSA comenzó en junio de este año, cuando se confirmó que al menos 20 soldados de las fuerzas especiales se retiraron de la base de Al-Tanf.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here