Arabia Saudí pasa 2017 con historia atroz de violaciones de DDHH

115
0

El régimen de Arabia Saudí, con un atroz historial en casos de violaciones a los derechos humanos, conforme a las organizaciones humanitarias, pasó el 2017, reprimiendo aún más las voces disidentes, así como a la minoría chií.

El régimen saudí asedió y atacó durante tres meses Al-Awamiya, una ciudad chií en la región de Al-Qatif. Redujo a escombros gran parte de esta ciudad, bajo el pretexto de un plan de modernización. La violencia dejó más de 20 muertos.

En junio, el rey saudí, Salman bin Abdulaziz Al Saud, nombró a su hijo, Mohamad bin Salman, de 32 años, como nuevo heredero del trono. Bin Salman, también ministro de Defensa, es considerado el principal responsable de la ofensiva mortal saudí contra Yemen.

Poco después de su nombramiento, Mohamad bin Salman, lanzó en septiembre una campaña de detenciones. Decenas de príncipes, millonarios y exministros fueron detenidos o despedidos. La purga se realizó para consolidar el poder del príncipe heredero, que se está preparando para ascender al trono, posiblemente en la primera mitad del 2018.

El régimen de Riad fuera del país, también continuó violando los derechos humanos. Los bombardeos que empezaron en 2015 contra Yemen, siguieron y causaron más destrucción al cobrarse la vida de miles de civiles.

Pero no todos estos ataques se quedaron sin respuesta. El movimiento popular yemení Ansarolá disparó, en noviembre, un misil cerca del aeropuerto de Riad, la capital saudí, y en diciembre, disparó otro misil contra el palacio real saudí.

Arabia Saudí entra el 2018, con la aprobación del mayor presupuesto de su historia para poder salvar una economía en recesión que, durante el 2017, registró un crecimiento negativo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.