Inicio Unión Europea Alemania Nazis y policías: las dos caras de la misma moneda

Nazis y policías: las dos caras de la misma moneda

168
0

Ayer la policía alemana volvió a ser acusada de filtrar información confidencial a los grupos nazis, que la publicaron en sus perfiles en las redes sociales.

La publicación contenía una foto de la orden de detención dictada por los tribunales contra el solicitante de asilo irakí de 22 años acusado del asesinato de un alemán durante la noche del sábado al domingo en Chemnitz.

Es un llamamiento indirecto a cometer otro linchamiento, similar a los ocurridos durante el fin de semana. Además, el documento divulgado no solo contiene los datos personales del acusado, sino también los nombres de los testigos y el juez encargado de la instrucción.

La información fue difundida a través del grupo de WhatsApp y Facebook del movimiento nazi Pro Chemnitz, principal organizador de la manifestación del domingo, donde participaron unos 800 nazis.

Ayer el ministro del Interior alemán, Horst Seehofer, denunció la filtración del documento, que estaba protegido por el secreto de sumario, calificándolo como un acto “absolutamente inaceptable”. El gobierno admite que miembros de la policía están detrás de la filtración.

“Debe quedar claro que algunas cosas en la policía ya no serán toleradas”, dijo el jefe adjunto del Gobierno regional de Sajonia, Martin Dulig.

El escándalo ha alimentado la preocupación que ya existe sobre los vínculos entre la policía de Sajonia y el partido nazi AfD así como Pegida, lo que ha llevado a un uso creciente del apodo “Pegizei”, un acrónimo de polizei (policía en alemán) y Pegida.

La semana pasada la policía sajona fue criticada de defender a los manifestantes de Pegida después de detener, a petición de uno de sus militantes, a un equipo de televisión que filmaba una manifestación contra Merkel en Dresde, capital del Land. Más tarde se supo que el manifestante en cuestión era un empleado de la policía.

La policía también ha sido cuestionado durante estos días por no estar suficientemente preparada y movilizada durante la violencia en Chemnitz. La policía, pocos en número, pareció abrumada el domingo por neonazis y gamberros que arrojaron botellas, piedras y otros proyectiles. Además, varios manifestantes exhibieron el saludo nazi pese a estar prohibido por ley en Alemania.

En las redes sociales han difundido varios videos en los que se ve a los nazis persiguiendo a los extranjeros. Incluso un diputado de Alternativa para Alemania invitó en su Twtiter a los ciudadanos a tomarse la justicia por su mano.

El lunes por la noche, en dos manifestaciones, una nazi y otra antifascista, la policía nuevamente no tenía suficiente personal, a pesar de que había sido advertida por el servicio secreto de la violencia a la que se enfrentaban. Ello, otra vez, ha contribuido a propiciar más desconfianza en la policía, que mintió al decir que subestimaron el número de asistentes.

Alrededor de 591 policías fueron desplegados en las calles de Chemnitz, una cifra que los jefes de policía admitieron posteriormente que había sido totalmente inadecuada. En las dos manifestaciones 20 personas resultaron heridas en los enfrentamientos.

https://www.msn.com/es-xl/noticias/mundo/pol%c3%a9mica-en-alemania-por-la-posible-connivencia-de-polic%c3%ada-y-ultraderecha/ar-BBMCCSB

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.