El diario británico The Sun tuvo que eliminar de su página web un reportaje sobre una modelo de origen ruso que aseguraba que el presidente Vladímir Putin quería asesinarla.

La ciudadana israelí Anna Shapiro y su marido, el británico Alex King, fueron el pasado domingo foco de atención sobre un supuesto nuevo incidente de ‘envenenamiento’ en Salisbury, que parecía alimentarse con el sensacionalismo producido en torno al atentado contra el exespía ruso Serguéi Skripal y su hija Yulia en la misma ciudad, en marzo pasado.

Los detalles eran similares: un presunto envenenamiento en otra cadena alimenticia italiana, esta vez Prezzo; una persona rusa como objetivo y la Policía acordonando las calles de la zona y desplegando especialistas en uniformes protectores.

View this post on Instagram

Lunch. 💕💝💍💋💌💘💑🎁🍸

A post shared by Anna Webb ♡ (@missannawebb) on

Pese a la inverosimilitud de la historia, The Sun se vio tan seducido por la declaración de Shapiro, quien aseguraba ser perseguida por Putin, que la adornó y llevó a su portada. Las sexis fotos de la modelo habrían aportado al efecto.

Aunque no había menciones sobre el uso de un agente tóxico, el medio aseguró haber oído de sus ‘fuentes de seguridad’ que el raticida estricnina podría haber sido usado contra la pareja, y añadió que los médicos estaban luchando por la vida de King.

Al poco, el hospital notificó que había dado de alta a ambas personas.

Sin embargo, otros detalles llegaron a emerger. La Policía, que no confirmó acción criminal en dicho caso, admitió que una de las pistas de su investigación indica que se podría tratar de una farsa.

View this post on Instagram

#naturallight #lingerie

A post shared by Anna Webb ♡ (@missannawebb) on

Luego la BBC reportó que King, presuntamente hallado con espuma sobre la boca en el baño del restaurante, es un “criminal que una vez engañó al príncipe Carlos” y había sido declarado culpable en un tribunal por “divulgar fotos o seudo-fotos indecentes de niños”.

Según The Daily Mirror, King tiene pendiente un juicio en el que se le acusa de vender drogas, mientras que Shapiro es una escort con precio de 5.300 dólares por la noche y habría dicho a sus amigos que seduce hombres para espiarlos por cuenta del Mosad.

Tras eliminar la publicación, The Sun explicó en un comunicado: “Como cualquier periódico, quisimos hablar con aquellos que están en el centro del incidente y proporcionarles la oportunidad de compartir con el público su versión de los eventos”.

La pregunta implícita es si también querían comprobar su veracidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.