El mes de noviembre ha sido el más sangriento desde el inicio de la Guerra en Yemen, con más 3.000 muertos documentados, según los datos de ACLED (Armed Conflict Location and Event Data).

Las masacre se produce porque Estados Unidos y Arabia saudí han intensificado su campaña de bombardeos en medio de las conversaciones de paz de la ONU que se han iniciado en Suecia.

En los primeros 11 meses de este año se registraron al menos 28.182 muertes, un 68 por ciento más que el año pasado.

Al menos 60.223 personas han sido asesinadas desde enero de 2016, nueve meses después de que Arabia saudí lanzara una devastadora campaña aérea contra su empobrecido vecino del sur, una cifra seis veces superior a la que a menudo cita la ONU, que es de 10.000 muertes.

“La estimación del ACLED de muertes debidas directamente al conflicto en Yemen es mucho más alta que las estimaciones oficiales, y sigue siendo subestimada”, dijo Clionadh Raleigh, director ejecutivo de ACLED.

“El número de muertes es sólo una aproximación de la tragedia y el terror que se ha impuesto a los yemeníes en varias partes. Nunca se insistirá lo suficiente en ello”, añadió en rueda de prensa.

https://www.aljazeera.com/news/2018/12/november-yemen-deadliest-month-years-acled-report-181211104015986.html

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.