El representante permanente de Rusia ante la Organización de Naciones Unidas, Vasili Nebenzia, afirmó este jueves durante una reunión del organismo que los Cascos Blancos —que tienen sus representantes en Occidente— deben ser calificados por la ONU de terroristas.

«Es una organización pseudohumanitaria, en realidad es una sucursal de [la organización terrorista] Frente Al Nusra, que se ha desacreditado por los crímenes documentados en el territorio de Siria», declaró el diplomático y añadió que el grupo «tiene representantes en Occidente».

Nebenzia señaló que los países occidentales que están financiando a dicha organización son conscientes de su carácter terrorista, aunque prefieren no hablar sobre eso. «Simplemente el tema es muy incómodo», precisó.

«Los Cascos Blancos merecen estar en la lista de grupos terroristas de la ONU», subrayó en ese contexto Nebenzia.

El lado oscuro de los Cascos Blancos

  • La organización de los Cascos Blancos, que más tarde adoptó el nombre de Defensa Civil Siria, fue creada entre finales de 2012 y principios de 2013 por James Le Mesurier, un exoficial del Ejército británico que empezó a entrenar a los primeros ‘defensores civiles’ en Turquía
  • Actúan en los territorios controlados por la oposición armada en Siria, sobre todo el Frente Al Nusra, vinculado con Al Qaeda
  • Los Cascos Blancos reciben donaciones millonarias de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), así como de países como el Reino Unido, Dinamarca y Japón
  • En abril pasado, varias ONG, incluidos los Cascos Blancos, denunciaron con un video el supuesto ataque químico llevado a cabo por el Ejército sirio contra la población de la ciudad de Duma (Guta Oriental), que sirvió de base para que EE.UU., Francia y el Reino Unido lanzaran misiles contra Siria una semana más tarde

  • Rusia insistió en que ese incidente en Duma fue un «montaje» para justificar los ataques de Occidente contra un Estado soberano, como pasó anteriormente en Irak y Libia. Además, varios testigos presenciales y presuntas víctimas que aparecieron en ese video ofrecieron sus testimonios en la sede de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) de La Haya (Países Bajos), donde relataron no haber observado signos del uso de armas químicas y que todo había sido un montaje de los Cascos Blancos
  • Desde entonces, Rusia varias veces acusó a la organización de preparar provocaciones con el uso de armas químicas en el territorio de Siria
  • El pasado noviembre, el Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia aseguró que «tarde o temprano, todos verán la verdadera cara de los Cascos Blancos» y realizó «un llamado a sus patrocinadores occidentales para que se den cuenta del verdadero estado de las cosas y dejen de proteger a quienes, de hecho, son provocadores y extremistas»

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.