El MI6 acelera los planes de evacuación de los peones que aún mantiene en Idlib para evitar su captura.

67

Tras la muerte del jefe de los Cascos Blancos en Estambul, el servicio secreto británico acelera los planes de evacuación de los yihadistas que aún mantiene en Idlib. Londres teme que se produzcan filtraciones sobre el papel del MI6 en la dirección de Al-Qaeda y otras acciones turbias, como los ataques con armas químicas imputados al gobierno de Damasco.

Según Al-Masdar, en Idlib el gobierno británico tiene personal de inteligencia e instructores militares que apoyan las operaciones de los terroristas. El 15 de noviembre David Quarrey, Asesor de Asuntos Internacionales del Primer Ministro británico y Asesor Adjunto de Seguridad Nacional, se reunió con el Representante Especial de Putin para Oriente Medio y África y con el Viceministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Mijail Bogdanov.

Según el Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, ambas partes examinaron los acontecimientos actuales en el Oriente Medio, incluida la situación en Siria, la solución política y la situación humanitaria en la región.

El representante ruso ocupa una posición mucho más alta en el gobierno ruso que el representante británico, lo cual es extraño desde el punto de vista diplomático.

Pero lo que es realmente extraño es que discutieran sobre la zona de desescalada de Idlib. ¿Qué intereses pueden tener los imperialistas británicos en la zona de desescalada donde se concentran los dirigentes yihadistas?

En la época de Theresa May el gobierno de Londres acusó a Moscú de matar a uno de los espías que tenía en Siria, mientras que ahora llama a las puertas de Rusia para salvarlos…

Según Al-Masdar, en Idlib la única organización vinculada a los británicos son los Cascos Blancos, una ramificación de Al-Qaeda entrenada por el espía británico del MI6, James Le Mesurier, recientemente fallecido en Estambul.

Desde el comienzo de la Guerra de Siria, los Cascos Blancos han estado involucrados en múltiples provocaciones, incluyendo los montajes publicitario de las armas químicas, que han sido una poderosa herramienta de propaganda para apoyar la agresión contra Siria.

“Rusia y Turquía siguen fortaleciendo su cooperación a nivel táctico en lo que respecta a Idlib y al nordeste de Siria, y a nivel regional. La fusión entre Ankara y Moscú habría puesto en peligro a personal británico involucrado en actividades clandestinas en la parte de Siria bajo control terrorista”, añade Al-Masdar. “Por lo tanto, es muy probable que el Reino Unido esté tratando de establecer algún tipo de corredor abierto para evacuar a sus funcionarios, asesores de inteligencia y demás personal militar involucrado en operaciones de propaganda y entrenamiento terrorista en Idlib”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.