Sitio digital de ONU destaca labor de estudiantes de Medicina en Cuba

43

Naciones Unidas, 5 may (Prensa Latina) La historia de dos saharauis que estudian Medicina en Cuba y contribuyen junto a los profesionales de esa isla a detener la propagación de la Covid-19 acapara hoy titulares en la web de noticias de ONU.

Guiadas por sus profesores, Umajutha y Maglaha, ambas refugiadas saharauis estudiantes de Medicina, van casa por casa indagando por el estado de salud de los moradores y ofreciendo consejos para la prevención del contagio, relacionados con la higiene y el aislamiento social, destaca el sitio.

Ellas aseguran que esta es su forma de dar las gracias al país que les ofreció la oportunidad de estudiar la carrera de Medicina, refiere esa plataforma digital.

‘Como otros muchos jóvenes saharauis y de otras partes del mundo, incluyendo algunos de otras nacionalidades que también son refugiados, Umajutha y Maglaha se vieron beneficiadas con becas otorgadas por Cuba para estudiar medicina en el país caribeño.’

El sitio web de noticias de la ONU señala que Umajutha y Maglaha conocen y aplican todas las normas sanitarias para protegerse en su labor comunitaria.

Junto al velo o pañuelo con el que las mujeres musulmanas acostumbran a cubrir su cabeza, ahora usan siempre el nasobuco o mascarilla.

‘Tanto Umajutha y Maglaha en la Universidad de Ciencias Médicas de Pinar del Río, al Occidente de Cuba, como Suadu en su similar de Las Tunas, al Oriente, se sienten orgullosas de prestar un valioso servicio en las presentes circunstancias tan difíciles que viven Cuba y el mundo’.

La página de noticias de ONU también expone cómo otros centenares de alumnos de Medicina y Estomatología en esa isla, cubanos y de otros muchos orígenes, participan voluntariamente en las labores de pesquisa activa en las ciudades donde viven y estudian.

Estas actividades la realizan en busca de pobladores que puedan presentar síntomas de la Covid-19 o algún riesgo epidemiológico.

‘Para nosotras, participar en las labores de pesquisa activa es una forma de poner nuestro granito de arena en estos momentos en los que tanto se necesita’, dijo Maglaha al sitio de noticias de la ONU.

En este tiempo en Cuba hemos aprendido no solo ciencia, expresó, sino

también que los valores de solidaridad y humanismo son esenciales para el ejercicio de nuestra futura profesión.

Umajutha y Maglaha son oriundas del Sahara Occidental, en el norte de África, y nacieron en un campamento para refugiados ubicados en la zona de Tindouf, en Argelia.

Sahara Occidental es uno de los 17 territorios no autónomos bajo supervisión del Comité Especial de Descolonización de la ONU. El área está ocupada en su mayoría por Marruecos, lo cual rechazan varios países del mundo.

En 1976, el Frente Polisario proclamó su independencia y estableció la República Árabe Saharaui Democrática, reconocida hasta el momento por más de 80 Estados.

Marruecos ha insistido durante años en una propuesta de autonomía para el territorio como la única opción para terminar con el conflicto. En tanto, el Frente Polisario señala la necesidad de celebrar un referendo que incluya la independencia entre las opciones.

Desde 1976, Cuba brinda al Sahara Occidetal apoyo en materia de salud y de educación.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.