Llegan a Sudáfrica más estudiantes de medicina formados en Cuba

18

Pretoria, 2 ago (Prensa Latina) La llegada hoy aquí de parte de los 575 estudiantes de medicina de Sudáfrica que desde 2014 se formaron en Cuba, ratifica aún más, si ello fuera necesario, la excelencia de las relaciones entre ambas naciones.

En efecto, según declaró a Prensa Latina el doctor Reynaldo Denis de Armas, jefe de la colaboración médica de la isla aquí, esos jóvenes, que regresan este mes en dos vuelos chárter, ejemplifican la solidez del programa bilateral de cooperación Nelson Mandela-Fidel Castro, firmado en 1996.

Ese programa, explica el embajador cubano aquí, Rodolfo Benítez Verson, es un reflejo de las históricas y especiales relaciones de amistad y cooperación existentes entre Cuba y Sudáfrica.

A nivel internacional, recuerda, la Organización de Naciones Unidas lo considera con justeza como un referente mundial de la verdadera Cooperación Sur Sur.

Gracias al programa, agrega Benítez Verson, más de mil 500 jóvenes sudafricanos ya se han graduado como doctores (tras estudiar en Cuba), y más de 700 obtendrán su título este año.

Será la graduación de médicos más grande en toda la historia de Sudáfrica, resalta el diplomático cubano.

Ahora, según lo previsto, asegura De Armas, esos estudiantes cumplimentarán su sexto año de carrera en universidades estatales sudafricanas, porque ellos requieren de ciertas habilidades y rotaciones que no están incluidas en el programa docente de Cuba de los primeros cinco años de pregrado.

Entre esos aspectos se cuenta la adquisición de horas de práctica en la realización de partos, cesáreas, administración de anestesia, efectuar ciertos procederes de ortopedia, entre otros procederes, agrega.

Los centros docentes donde se insertarán, detalla, son las Universidades de Pretoria, de las provincias de KwaZulu Natal, Free State, Limpopo, Cape Town, así como las de Sefako Makgatho (de Gauteng), Stellenbosh (Western Cape), Witwatersrand (Johannesburgo), y Walter Sisulu (Eastern Cape).

Una vez culminado el sexto y último año de su carrera en esos centros, revela De Armas, un grupo de profesores y rectores del Ministerio de Salud Pública de Cuba se traslada a Sudáfrica para realizarles su examen estatal.

Esa acción responde al hecho de que, acorde con el entendimiento entre las autoridades de ambas naciones, sus títulos de Doctores en Medicina son emitidos por Cuba.

De esa manera culmina un ciclo docente que comenzó, rememora, con el proceso de selección que realizó cada provincia sudafricana teniendo en cuenta, entre otros parámetros, la integralidad y a la vocación de cada estudiante, procedentes de todo tipo de regiones, ya sea de ciudades o zonas rurales.

Dentro de un año, agrega, cuando se reciban como médicos, los nuevos profesionales harán un año de internado, y después otro de Community Services (servicio social), que son obligatorios.

Con posterioridad deberán trabajar en aquellos lugares del país donde se les ubique, según las necesidades sanitarias de Sudáfrica, con el propósito de que llegue la Medicina a toda la población.

Sudáfrica, de acuerdo con De Armas, necesita muchos más médicos para que puedan organizarse estructuralmente en su sistema de salud, que es sólido, solo que carente de médicos en muchas áreas rurales donde a la población le es difícil acudir a los servicios de salud.

Pero, sobre todo, enfatiza, para desarrollar la medicina preventiva defendiendo el principio de la dispensarizacion de los pacientes para prevenir numerosas enfermedades entre la población.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.