El PCE apuesta porque la inversión pública en fondos para la reindustrialización se traduzca en participación pública en las empresas

NOTA DE PRENSA

70

El pasado martes 25 de agosto Coated Solutions León se puso de largo en el polígono de Villadangos. Un acto al que asistían autoridades y dirigentes de la compañía. El miércoles 26 se conocía que el Ministerio para la Transición Ecológica convocaba ayudas por 7 millones de euros para proyectos empresariales en municipios afectados por el cierre de térmicas. Fondos para la reindustrialización de León a los que se sumarían los de la transición justa por el cierre de la minería del carbón.

Al calor de estas medidas el PCE ha querido lanzar unas reflexiones al respecto. “El Estado y la Junta de Castilla y León han invertido mucho dinero en ese proyecto. ¿No sería interesante que ese dinero se tradujese en acciones, es decir en control y decisión sobre el proyecto?” se pregunta Iván Pastrián.

El PCE plantea que “sin intervención pública en el capital de la empresa ¿Quién nos asegura que no vuelven a irse cómo Vestas? ¿Cómo se los va a retener en caso de deslocalización?”. El PCE exige a la Junta que explique si existen clausulas o compromisos firmados para que no hagan lo mismo que Vestas y se deslocalicen a las primeras de cambio.

Pastrián recuerda que España es uno de los países con menor participación pública en la industria de Europa. “La participación pública garantiza control democrático, reinversión de beneficios en las comarcas, mejora de las condiciones sociales y medioambientales y es un anclaje frente a las deslocalizaciones”. El dirigente comunista señala que “si en un tiempo relativamente breve se ha levantado la fábrica y el tren para una empresa privada, ¿porque el Estado no puede poner en marcha un polo industrial público para desarrollar territorios deprimidos como León?” Además, desde la formación añaden que “lo que pedimos no es un sistema socialista, aunque no escondemos que sería nuestro modelo, sino mecanismos y palancas económicas que se aplican en Francia o Alemania, sin ir más lejos”.

Pastrián ha cuestionado la situación por la que atraviesan trabajadores de la antigua fábrica de Vestas: “¿Por qué a día de hoy no se habla de las y los trabajadores de Vestas que no se han recolocado y no tienen visos de hacerlo?”.

Otras sombras del proyecto también han sido señaladas por el PCE, por un lado el hecho de que existan 200 obreros empleados en la construcción de la factoría con 25 contratas. “¿Alguien controla esta prestamismo laboral?”, se preguntan.

La fotografía de la inauguración de la factoría en la que todos eran hombres refleja, a juicio de la formación comunista, cómo el patriarcado sigue vigente, y “la necesidad de seguir implementando medidas para la igualdad en la sociedad, la política y la economía”.

“Para reconstruir León, evitar la despoblación, crear industria y futuro, sólo el sector público lo puede garantizar” concluye Iván Pastrián, recordando que el PCE publicó recientemente un informe económico para “Reconstruir León”, con medidas para todos los sectores económicos.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.