Inicio Artículos “Mi pesadilla comenzó hace tres años…”

[#YotambiensoyCassandra] “Mi pesadilla comenzó hace tres años…”

222
0
Compartir

Artículo de colaboración para Borroka garaia da! Autor: Boro LH

Toda mi solidaridad con Cassandra, pero no olvidemos que hay much@s Cassandras, y sobre todo, que el/la siguiente puedes ser tú. 

El pasado miércoles se cumplieron tres años desde que empezó mi pesadilla. Tres años de mi detención en Madrid tras cubrir para La Haine la manifestación “Jaque a la monarquía”. A esa detención le siguieron dos más, otra por cubrir informativamente una acción de protesta en Iruñea y otra por opinar a través de las redes sociales.

En estos tres años, tanto por mi condición de represaliado como por mi trabajo periodístico, he coincidido con infinidad de compas que también están pasando esa pesadilla, montones de personas que han sido detenidas, acusadas, juzgadas y condenadas por protestar en la calle, por organizarse políticamente, por solidarizarse con otr@s represaliad@s o simplemente por atreverse a opinar públicamente. Mucha gente perseguida por un estado que no quiere dejarnos ya ni pensar al margen de lo que ellos marcan.

3 años después aqui sigo, con la tranquilidad de saber que tengo la razón. Pero con el terror que provoca este ESTADO TERRORISTA en el que vivimos, la impunidad de la que goza la ultraderecha, los poderosos, la violencia policial… el sin sentido de la judicatura y su nueva “policía del pensamiento”.

La última víctima de este sin sentido ha sido Cassandra, condenada a un año de cárcel por unos chistes sobre la muerte de un asesino como Carrero Blanco, pero hay muchos más, el goteo es incesante, continuo, y en los últimos años se ha multiplicado exponencialmente.

Pero antes de Cassandra han sido much@s otr@s compas: Alfredo Remírez, Rubén González, Arkaitz Terrón, Andeka Jurado, Cesar Strawberry… Pero también Alfon, Nahuel, l@s pres@s polític@s vasc@s, los jóvenes de Altsasu, los de Orereta, los independentistas catalanes perseguidos por la Audiencia Nacional, l@s anarquistas de las operaciones piñatas y pandoras, l@s activistas que paran desahucios, l@s que rodean el Parlament… tant@s y tant@s compañer@s víctimas tod@s de lo mismo: la represión y la sin razón de este estado que nos ha tocado padecer. Y en muchos de estos casos me ha tocado ser uno de los que cuentan sus casos, para que no se oculte la represión salvaje que estamos sufriendo.

Hoy, tres años después aquí sigo con la cabeza en alto, esperando dos juicios que atentan contra mi libertad de informar y de expresarme. Y lo único que me habéis hecho con todas esas detenciones, llamadas declarar, peticiones fiscales, la criminalización y el señalamiento por parte de vuestros medios, y con esos casi 8 años de cárcel que me pedís… es darme más ganas de luchar y de seguir informando desde este lado de la barricada, desde el lado de la clase obrera, de la gente de a pie, de los movimientos populares.

Además, querido Torquemada, tengo algo que confesarte, y es que, has de saber que te ha salido el tiro por la culata, porque si lo que querías era silenciarme has conseguido justo lo contrario. A partir del momento que empezasteis a perseguirme, pasó otra cosa, una que tal vez no habíais medido: la solidaridad. Y gracias a esa solidaridad, hoy esta voz crítica llega a muchas más personas.

Toda mi solidaridad con Cassandra, pero no olvidemos que hay much@s Cassandras, y sobre todo, que el/la siguiente puedes ser tú.

¡¡ABAJO EL ESTADO TERRORISTA!!
¡¡AMNISTÏA TOTAL!!

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here