Compartir

El ministro de Exteriores de Alemania, Sigmar Gabriel, acusa a la familia del presidente de EE.UU., Donald Trump, de comportarse como miembros de la realeza.

Pocos días después de que Ivanka Trump (hija del presidente estadounidense) y la canciller alemana Angela Merkel compartieran un evento en Berlín, Gabriel describió como “nepotismo” el nombramiento de la hija del presidente de Estados Unidos como consejera de la Casa Blanca.

“Hay cosas que me resultan extrañas, por ejemplo la visita de su hija a Alemania, que fue tratada casi como un evento mundial (…) esta mezcla de política con la familia y el negocio manifiesta nepotismo y sería inimaginable aquí”, dijo Gabriel el sábado.

“Hay cosas que me resultan extrañas, por ejemplo la visita de su hija a Alemania, que fue tratada casi como un evento mundial (…) esta mezcla de política con la familia y el negocio manifiesta nepotismo y sería inimaginable aquí”, declaró el ministro de Exteriores de Alemania, Sigmar Gabriel.

El funcionario dejó en claro su desdén por el proceder del mandatario estadounidense en una entrevista inusualmente franca con varios periódicos regionales alemanes.

El político además argumentó que siempre le “incomoda el hecho de que miembros de la familia que nunca fueron elegidos, aparezcan como representantes oficiales del Estado, y sean tratados prácticamente como si fueran parte de una familia real“.

Ivanka, considerada una de las voces más influyentes de la Casa Blanca, elogió esta semana a Merkel durante la cumbre internacional de mujeres organizada en el marco del G20 en Berlín como “modelo para las mujeres” y afirmó que su padre y la canciller alemana “se comprenden increíblemente bien”.

En una entrevista separada publicada el sábado, Merkel afirmó que había desarrollado una “buena relación de trabajo con Trump” que “no excluye las diferencias de opinión”.

En marzo, en medio de las críticas por nepotismo y conflicto de intereses en la actual Administración, Ivanka Trump, anunció formalmente que ya es de manera oficial “asistente especial” del Gobierno de Estados Unidos.

Y es que además de Ivanka, su esposo, Jared Kushner, fue nombrado recientemente “asesor especial” y miembro del Consejo Superior del presidente de Estados Unidos. Su trabajo, según explicó el propio presidente Trump, es aconsejarlo sobre cómo trasladar la eficiencia empresarial al Estado.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here