El presidente boliviano afirma que el racismo es un instrumento de dominación no solo en Bolivia, sino en el mundo, e insta a construir un planeta plurinacional.

Evo Morales, presidente boliviano, apuntó el martes, en el inicio de la V Sesión de la Red Iberoamericana contra la Discriminación que se celebró en la ciudad de Santa Cruz (centro), que el Imperio usa el racismo como un medio para dividir a las naciones con el fin de someterlas a su gusto.

“El racismo es uno de los instrumentos de dominación, de sometimiento, de humillación no solamente en Bolivia sino en todo el mundo; no solamente en esta época de la historia, sino eso viene del Occidente”, aseveró el mandatario.

Declaró que lo más difícil en la lucha contra el racismo es cómo implementar las normas aprobadas al respecto y al mismo tiempo facilitar los medios necesarios para erradicar este fenómeno.

En relación a Bolivia, dijo que a esta nación le costó mucho tener un Estado Plurinacional integrador e incluyente, que se consolidó a partir de la nueva Carta Magna que se aprobó en 2009 y que está vigente en la actualidad.

Por ello llamó a los asistentes a construir un mundo plurinacional, en atención a la diversidad existente en el mismo. El respeto a la diversidad garantiza la dignidad, y con seguridad, la igualdad y la soberanía de los pueblos, añadió.

Morales en una ocasión criticó la pretensión de su par estadounidense, Donald Trump, de construir un muro fronterizo entre EE.UU. y México para frenar la migración del sur a suelo norteamericano, mientras sigue interviniendo militarmente en todo el mundo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.