El vicepresidente de la República Bolivariana de Venezuela, Tareck El Aissami, sostuvo este jueves que la Constituyente es el punto de partida hacia una nueva etapa de la Revolución Bolivariana, en donde se garantizará la aplicación de justicia oportuna.

“La clase obrera cuenta conmigo hasta con mi vida, por eso exigimos paz y justicia a quienes han pretendido asesinar al pueblo, esta es una oportunidad histórica como lo decía el presidente Nicolás Maduro, es un horizonte que se abre con el proceso constituyente, ustedes deben saber para qué es la Constituyente hermanos y clase obrera, no es cualquier elección”, dijo durante la juramentación de candidatos del sector Banca y Comercio, en el estado Aragua.

En este sentido, resaltó que la oposición se cree intocable y no le importa el pueblo. “Van más de 100 personas fallecidas en sus manifestaciones violentas, mientras nosotros nos hemos dedicado a construir una Aragua potencia, nos hemos dedicado a garantizar los derechos de la clase obrera venezolana, trabajando para levantar un nuevo modelo económico, ellos lo que hacen es sembrar odio, el terrorismo y la violencia”.

Por ello, indicó que el único camino para que haya paz es hacer justicia. “No debe quedar impune ningún crimen, menos los delitos de odio e intolerancia que la oposición siembra en algunos sectores sociales, la Asamblea Nacional Constituyente va a permitir que exista una institucionalidad muy fuerte, un Ministerio Público que no estará en manos de una indigna fiscal, traidora y vende Patria”.

Finalmente, instó a “que nadie se atreva a convocar más nunca la violencia de calle, ya basta de terrorismo y sangre, quien lo haga debe ir detenido inmediatamente sea quien sea, y tenga el cargo que tenga, mano dura con aquellos que irrumpan la tranquilidad del pueblo venezolano”.

T/ Margiolet Rico
F/ Twitter

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here