Así quedó, semi quemada, la bandera que Franco reimpuso a sangre y fuego en el año 1936. El partido franquista Ciudadanos la tenía instalada, en plan provocador, en su caseta de las Fiestas del Carmen del barrio obrero madrileño de Vallecas.

Dejar respuesta

Por favor, escriba su comentario
Por favor, indique su nombre o seudónimo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.