El embajador sirio ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Bashar al-Yafari, exige a los países extranjeros que salgan cuanto antes de Siria.

Al-Yafari ha denunciado que la presencia de fuerzas extranjeras en el territorio sirio es una acción ilegítima y violadora de las normas y la Carta de la ONU y ha exigido a las mismas que salgan de inmediato de Siria, según ha informado este lunes la agencia siria oficial de noticias, SANA.

El jefe de la Diplomacia de Siria, que hacía estas afirmaciones ante una sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU) sobre el informe del secretario general acerca de las labores de la organización, ha cargado contra la ONU por su inacción ante países, como EE.UU., Francia y el Reino Unido que utilizan falsos pretextos, entre ellos, defender la democracia o proteger a los civiles, para seguir en el país árabe.

Al-Yafari ha criticado el informe de la ONU por no haber tachado la presencia de fuerzas extranjeras en Siria, por lo menos, de una acción ilegítima y una flagrante violación del Derecho Internacional y la Carta de la ONU, y de una agresión contra la soberanía de las naciones y una amenaza para la paz y seguridad internacional.

El representante de Siria ha rechazado el llamado “Mecanismo Internacional Imparcial e Independiente” (que asiste en la investigación y procesamiento de los crímenes cometidos en Siria) por ser parcial y dependiente, además de haberse creado por una resolución fuera de la unanimidad y legitimidad, y llena de errores políticos y jurídicos.

El Gobierno de Siria, que está dando los últimos pasos para acabar definitivamente con los grupos terroristas con la ayuda de Irán y Rusia, ha denunciado en numerosas ocasiones la presencia ilegal de EE.UU. y sus aliados en su territorio y sus apoyos a los terroristas para prolongar la crisis en el país árabe.

El presidente ruso, Vladímir Putin, dijo el miércoles a EE.UU. que sus tropas no podrán permanecer en Siria sin el aval de Damasco o del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU).

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) reveló el jueves que un convoy, compuesto por seis vehículos Hummer y cuatro camiones llenos de misiles y material logístico, se dirigía hacia las zonas adyacentes al enclave controlado por el grupo terrorista takfirí EIIL (Daesh, en árabe) en Deir Ezzor.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.