twitter.com / @USNavy

El Ministerio de Defensa de Rusia ha afirmado este lunes que un caza Su-27 ruso, acusado de interceptar a una aeronave estadounidense EP-3 “de manera insegura”, actuaba respetando todas las medidas de seguridad y “a una distancia segura”.

“La tripulación del caza [Su-27] informó a la inteligencia radiofónica sobre la identificación de un avión estadounidense y estaba escoltándolo, impidiendo la violación de la frontera del espacio aéreo de Rusia, respetando todas las medidas de seguridad necesarias“, reza un comunicado del Ministerio.

Este lunes, la Armada de Estados Unidos acusó a Rusia de interceptar “de manera insegura” un avión estadounidense EP-3 sobre el mar Negro. Según la Armada, el acto realizado por el caza Su-27 ruso durante unos 25 minutos, “puso en peligro la vida de pilotos y tripulación“, mientras que la aeronave de EE.UU. actuaba “conforme al derecho internacional”.

“La interacción fue declarada insegura”, reza el comunicado y se explica que el Su-27 pasó “a gran velocidad frente a la aeronave de la misión”, representando un peligro para las personas a bordo.

No es la primera vez que aviones espías y drones de EE.UU. aparecen cerca de las fronteras de Rusia durante los últimos meses. El 22 de octubre, un avión espía estratégico RC-135V de la Fuerza Aérea de EE.UU. realizó un vuelo de varias horas en inmediaciones de la frontera rusa cerca de Abjasia, la región de Krasnodar y Crimea. Además, el 19 octubre un Boeing RC-135 apareció cerca de la frontera occidental de Rusia.

Las acciones de las aeronaves militares de Estados Unidos fueron condenadas por Moscú.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.