Foto: congresouniversidad.cu

Por decenas de miles se cuentan las unidades de artículos e implementos deportivos y de material docente para la arquitectura, el diseño, las especialidades pedagógicas y la educación artística que faltan a la Universidad de Guantánamo (UG), sólo entre abril de 2018 y marzo de 2019, producto del bloqueo económico, comercial y financiero de los Estados Unidos a Cuba, que dura casi 60 años.

Por esa causa no se contó, por ejemplo, con el papel necesario en la etapa, y hubo que contratar su compra en China, para una afectación de 52 millones 387 mil USD, según revela, entre otros varios datos, un informe al respecto de esa Casa de Ciencia y Progreso que pronto celebrará 40 años de creciente existencia.

La imposibilidad de producir muchos equipos demandados en las cantidades suficientes o de adquirirlos en un mercado tan cercano como el de los Estados Unidos, incide en la alta obsolescencia del equipamiento reconocida en el aludido informe. Esto incide en particular en laboratorios y la falta de piezas o agregados para reparaciones, por un valor de 68 millones 357 mil USD, en esa misma etapa.

De este carácter son las puntuales afectaciones del bloqueo al decisivo encargo social de la UG para el desarrollo de la economía y la sociedad guantanamera y cubana, en tanto crean dificultades adicionales, en su aspecto material y financiero, para inversiones y mantenimiento, contabilidad, finanzas, planificación, logística, transporte, alimentación, exportación de productos y servicios académicos, y aprobación de proyectos internacionales.

La contabilización de las afectaciones en miles de dólares puede traducirse en que con esos montos se hubieran podido adquirir medios didácticos para el desarrollo de habilidades en las prácticas preprofesionales, en la creación de softwares educativos en la Facultad de Ciencias Informáticas, de reactivos para los laboratorios en los centros de investigación que permitirían elevar la calidad del proceso de enseñanza aprendizaje, y otros aspectos.

Un dato poco conocido y no menor es que la negativa del gobierno estadounidense de conceder visa académica para entrar a Cuba a profesionales de la nación norteña ha privado a varios de ellos de satisfacer su solicitud de recibir cursos de idioma Español como lengua extranjera en la institución guantanamera. De paso, la imposibilidad ha redundado en que la UG haya dejado de percibir por ese concepto alrededor de 3 mil 600 USD sólo en la temporada a la que alude el citado informe.

Mucho más minuciosas podrían ser las referencias al daño sistemático que hace el bloqueo a la principal Casa de Altos Estudios de Guantánamo, como resultado del capricho imperial de acabar con la Revolución e imponer su voluntad con coerción y a la fuerza, a despecho de las normas del derecho internacional y en contra de la voluntad y decisión del pueblo cubano de defender su soberanía y el derecho a la autodeterminación.

En la comunidad universitaria guantanamera, según han declarado sus directivos, prima el concepto de que esa política de enfrentamiento, cuyo fracaso fue admitido por el propio presidente anterior al actual, perjudica incluso el beneficio mutuo que sacarían ambos pueblos y la humanidad del intercambio normal entre instituciones de su tipo y sus académicos.

Por eso, a despecho de los perjuicios innegables del recrudecimiento del bloqueo por la actual administración imperial, la UG continúa en su empeño insoslayable de producir ciencia y ofrecer servicios para la formación técnico-profesional de nivel superior.

En ese sentido, el tiempo colabora con el optimismo en la UG

Por otra parte, aunque todavía no óptimo, el nivel académico se incrementa: los 134 doctores en ciencias, 567 másteres, 94 profesores titulares y 355 auxiliares en diferentes ramas del saber, tienen posibilidades de contribuir a darle mayores ingresos financieros al país y a la propia institución por concepto de servicios profesionales (colaboración con el exterior), en materia de impartición de docencia en maestrías y doctorados, entrenamiento y capacitación en diferentes ramas del saber.

El imperio no puede bloquear la voluntad de Ciencia y Progreso de esta Casa, que sigue creciendo tras cuatro décadas de desarrollo.

(Venceremos)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.