El llamado opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) ha anunciado este sábado que 13 de las víctimas son civiles. La cifra puede aumentar, ya que hay varios heridos de gravedad, añade.

Conforma al OSDH el atentado terrorista se produjo “en un lugar donde se concentran taxis y autobuses”. Hasta el momento, ningún grupo se ha reivindicado la autoría de la explosión.

Por su parte, la agencia oficial siria de noticias, SANA, ha informado de que varios edificios y propiedades sufrieron daños materiales por el atentado.

De igual modo, Aleppo Media Centre, una página web de información de la provincia, ha indicado que, debido a la gran cantidad de heridos, los hospitales locales han solicitado a los ciudadanos que donen sangre.

Desde 2016, la ciudad de Al-Bab cayó en manos de Turquía y sus aliados, los llamados rebeldes sirios, tras expulsar a los kurdos sirios de la localidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.