sábado, septiembre 26, 2020
Enlace externo

Yanquilandia: Policía dispara varios tiros a un niño de 13 años con autismo después de que su madre pidiera ayuda

La madre del menor explicó que llamó a los agentes para solicitar un equipo de intervención en casos de crisis porque su hijo, que tiene síndrome de Asperger, estaba sufriendo un ataque de nervios.

Noticias populares

Una segunda cobaya humana que participaba en el experimento de la vacuna sufre graves efectos secundarios

La multinacional farmacéutica AstraZeneca, que desarrolla una vacuna contra el coronavirus con la marca comercial de la Universidad de...

«Un ejercicio de esterilización masiva»: médicos de Kenia encuentran un agente antifertilidad en la vacuna antitetánica de la ONU

Los obispos católicos de Kenia acusan a dos organizaciones de las Naciones Unidas de esterilizar a millones de niñas...

La vergonzosa huída

José L. Quirante.— El 20 de junio de 1791 los reyes de Francia, el Borbón Luis XVI y María...

Las autoridades de Utah (EE.UU.) han abierto una investigación después de que un niño de 13 años con autismo fuera disparado el pasado viernes por agentes de la Policía que acudieron a su casa en Salt Lake City después de que su madre pidiera ayuda, según informó el canal KUTV.

Golda Barton señaló que llamó a la Policía para solicitar un equipo de intervención en casos de crisis porque su hijo Linden Cameron, que padece síndrome de Asperger, estaba sufriendo un episodio causado por una «ansiedad grave por separación» ya que su madre fue a trabajar por primera vez en más de un año.

«Le dije: ‘Está desarmado, no tiene nada, simplemente se enoja y comienza a gritar'», relató Barton, quien esperaba que los agentes lograran «aliviar la situación usando la menor fuerza posible».

No obstante, según la mujer, dos agentes entraron en la casa y en menos de cinco minutos comenzaron a gritar que el niño se tirara al suelo antes de dispararle varios tiros.

El domingo, el sargento Keith Horrocks de la Policía de Salt Lake City comunicó que los agentes involucrados en los hechos respondieron a un informe según el cual «un menor estaba teniendo una crisis mental» y pensaron que el niño «había amenazado a alguien con un arma«. Según los informes, Linden corrió y un agente le disparó. Fue confirmado que no se encontró ninguna arma en el lugar.

Por su parte, la alcaldesa de Salt Lake City, Erin Mendenhall, calificó de «tragedia» los hechos y expresó su esperanza en que la investigación «se maneje con rapidez y transparencia».

Linden todavía se encuentra en el hospital tras sufrir lesiones en el hombro, los tobillos, los intestinos y la vejiga.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: