PCV reitera denuncias sobre tráfico de personas en el país y exige tomar medidas urgentes para combatirlo

Noticias populares

Biden pone a un criminal de guerra al frente del Pentágono

Biden ha nombrado Secretario de Defensa al general Lloyd Austin. Será el primer negro en ponerse al frente del...

El régimen español le declara la guerra al pueblo saharaui vendiendo y regalando armas a Marruecos en plena ofensiva en el Sáhara Occidental

Por Lehbib Abdelhay y Salem Mohamed /ECS España, junto a otros países europeos y los más poderosos del mundo venden...

Ángeles Maestro: “Las vacunas fiables son la cubana, la rusa y la china”

Lo que quiero decir en relación a las vacunas, con la pandemia del coronavirus, lo hago desde posiciones profesionales...

El Partido Comunista de Venezuela (PCV) fija posición ante la tragedia humana ocurrida en Güiria, en la que una embarcación ilegal dedicada al contrabando de bienes y personas en la frontera marítima entre Venezuela y Trinidad y Tobago, naufragó y dejó un saldo hasta ahora conocido de 33 venezolanos/as fallecidos, entre ellos/as varios niños y menores de edad.

En primer lugar, reiteramos las denuncias y advertencias que ha hecho el Comité Regional del PCV en Sucre, en sesiones del Consejo Legislativo del Estado Sucre (CLES) y ante autoridades civiles y militares, alertando sobre este tipo de situaciones y solicitando reemplazar el concepto de vigilancia parcelada de la Península de Paria, para adoptar un esquema de atención integral de ese territorrio y combatir estos flagelos.

Rechazamos el uso de los hechos por parte de la ultraderecha que respalda al ilegítimo, ficticio y autoproclamado “gobierno” de Juan Guaidó, para acusar al Estado venezolano de crímenes de lesa humanidad e impulsar acciones intervencionistas contra nuestro país. Igualmente, repudiamos la manipulación mediática del gobierno nacional, que ha tratado de achacar los lamentables acontecimientos a una supuesta conspiración opositora para ocutar la compleja situación de abandono estatal y precarización de condiciones de vida de los habitantes de esa región costera, que los ha impulsado a realizar actividades que ponen en riesgo su integridad física en el desepero por buscar recursos para la subsistencia.

Solicitamos se revise la actuación del Ministerio Público, tanto por la existencia de hechos anteriores no investigados con diligencia ni resultados, como por las imprecisiones demostradas en las que tienen que ver con este naufragio, a raíz de la cual se encuentran detenidas varias personas, algunas de las cuales al parecer no tienen que ver con los hechos.

Consideramos que este trágico evento pone de manifiesto una realidad que la comunidad viene denunciando en forma reiterada: que éste no es un hecho aislado, que detrás hay una red internacional de tráfico de personas, contrabando, trata de blancas, piratería, que debe investigarse a fondo, y de igual modo debe evaluarse el desempeño de las autoridades civiles y militares de la zona, gobernación, alcaldía, GNB, quienes ya sea por inacción, ineficiencia, omisión o complicidad han permitido el desarrollo de estas mafias en esta región del país que representa por demás un área estratégica para la defensa de nuestra soberanía e integridad territorial.

Además, el MP debe abrir investigaciones por los casos de otros naufragios ocurridos, de los que se contabilizan por lo menos 8, que han sido reseñados en medios de comunicación y totalmente ignorados por las autoridades.

Llamamos a la reflexión nacional y exhortamos al Ejecutivo Nacional a evaluar las razones por las que miles de venezolanos/as exponen sus vidas atravesando fronteras terrestres y marítimas, para migrar temporal o permanentemente por razones económicas a otros países en búsqueda de condiciones para la sobrevivencia propia y de sus familiares.

Es primordial, es un asunto que se está conviertiendo en cuestión de vida o muerte, abordar la aplicación de una política económica diferente que permita detener la devaluación de la moneda, revertir la dolarización de facto y frenar la hiperinflación, instaurando el control obrero, campesino, comunero y popular sobre los procesos de producción, distribución y administración de los bienes y servicios.

Es necesario resolver con urgencia el tema salarial y de las condiciones de vida y trabajo de la familia venezolana. El pueblo trabajador de la ciudad y el campo, necesita recuperar su capacidad adquisitiva para no continuar en el círculo vicioso en el que se encuentra casi la totalidad de la población, al tener un ingreso mínimo de -2$ al mes, de “resolver” la subsistencia cotidiana dedicándose a actividades que se encuentran, en numerosos casos, en el marco de la ilegalidad y la alegalidad.

Mientras los venezolanos no puedan sostenerse con la venta de su fuerza de trabajo, la situación será caldo de cultivo para la proliferación de mafias en torno a actividades delictivas en las fronteras y todo el territorio nacional.

Si bien es cierto que las ilegales sanciones impuestas por el imperialismo estadounidense y sus aliados europeos, han afectado la economía venezolana, esa no puede ser la causa para no desarrollar las capacidades productivas nacionales y promover el derecho al trabajo con salario suficiente para vivir dignamente y, por esa vía, proteger los derechos de todas y todos los ciudadanos en medio del criminal asedio imperialista.

Hemos visto que sectores de la burguesía importadora reciben privilegios, como la exención de impuestos, para enriquecerse y sacar provecho de la tragedia económica venezolana, mientras el común de la población cada vez se encuentra en un mayor estado de indefensión y vulnerabilidad sin poder satisfacer sus necesidades básicas en cuanto a alimentación, salud, seguridad, servicios públicos, educación, entre otras.

Esa situación debe revisarse y tomarse las medidas inmediatas que lleven a revertirla, medidas que deben ser diseñadas escuchando la propia voz de las comunidades migrantes, de la clase trabajadora y de los sectores campesinos, comuneros y populares en general.

También demandamos al gobierno nacional, exija al gobierno de Trinidad y Tobago asumir su responsabilidad en estos hechos y el cumplimiento de la normativa internacional correspondiente.

Finalmente, expresamos nuestras condolencias y solidaridad con los pobladores de Güiria, muchos de los cuales perdieron familiares, amigos y conocidos en esta tragedia y los convocamos a no callar, a denunciar las irregularidades y el abandono social del Estado en la zona, y a la organización popular para defender sus derechos frente al Estado y las mafias que azotan esa área geográfica.

El pueblo en general se enfrenta a las consecuencias de las sanciones genocidas del imperialismo y a la inoperancia e indolencia de un gobierno entreguista.

El rumbo seguirá siendo el mismo porque los pueblos no se suicidan: !Luchar hasta vencer, hasta que el pueblo trabajador conquiste el poder!

Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV)

Caracas, 21/12/2020.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: