País sin desempleados [Entrevista a Kim Jong Nam, del Ministerio del Trabajo de la RPD de Corea]

Publicado:

Entrevista con Kim Jong Nam, jefe de departamento del Ministerio del Trabajo

Noticias populares

Periodista: En nuestro país todos los trabajadores llevan una estable vida laboral sin preocupación por el empleo. Esto se debe a la política laboral del Estado, ¿no es así?

Kim Jong Nam: Tiene razón. En cada sociedad, asegurar el empleo a sus habitantes se presenta como el asunto muy importante para satisfacer suficientemente sus demandas por la vida y ofrecerles condiciones de existencia estables.

Después de la liberación nacional (agosto de 1945) el Gobierno de la República, que se apoderó del poder del Estado y los medios de producción, ofreció empleo a todas las personas capaces de trabajar, creando innumerables centros de trabajo, conforme al plan del desarrollo de la economía nacional, para que cualquier persona se dedicara a la vida laboral a sus anchas, según su deseo. Luego lo plasmó legalmente al publicar la Ley del Trabajo Socialista de la República Popular Democrática de Corea, en abril de 1978.

En ella están estipulados que en nuestro país desapareció eternamente el desempleo, todos los trabajadores tienen el derecho a seleccionar el empleo según la aspiración y la habilidad, así como tener garantizados el trabajo estable y buenas condiciones laborales por parte del Estado.

Periodista: Haga el favor de decirme cómo se aseguran en nuestro país el empleo y las condiciones laborales de los trabajadores.

Kim Jong Nam: Ante todo, puede verse en la labor de planificación de nuestro Estado. Igual que en otras partes está planificada la administración del trabajo.

El Estado proyecta el plan de distribución de la mano de obra según el crecimiento de la producción sectorial y regional de la economía nacional controlando, de modo unificado, la fuente de mano de obra que se crea nuevamente cada año y reparte los recursos humanos según el sexo, la edad, la constitución física, la aspiración y el nivel de técnica y habilidad de cada uno, para que los trabajadores manifiesten al máximo su inteligencia creativa y su capacidad.

Según la administración estatal de mano de obra, las fábricas y empresas tienen la obligación de aceptar la mano de obra incondicionalmente y no pueden expulsar ni trasladarla a su antojo. Cuando sobran temporalmente la mano de obra, a causa de las circunstancias inevitables o aparecen excedentes por la modernización de los procesos de producción, el Estado traslada a los trabajadores a los objetos que sufren tensión o escasez en recursos humanos, así que asegura estrictamente la seguridad en la vida laboral de los trabajadores.

Además, nuestra sociedad tiene las posibilidades infinitas para desarrollar incesante y rápidamente la economía, las cuales se incrementan más a medida que se acelera la construcción socialista y se consolida la base económica.

En nuestra sociedad no puede existir la preocupación por el empleo, pues se construyen incesantemente las fábricas y se crean continuamente nuevos sectores productivos.

Todos los trabajadores de nuestro país participan sinceramente en el trabajo para la patria y el pueblo, con el apego a su oficio y centro de trabajo.

Periodista: ¿Qué medidas toma el Estado para los discapacitados por la calamidad laboral, la enfermedad, la herida y otras desgracias?

Kim Jong Nam: Si el obrero o el oficinista pierden la capacidad laboral por el accidente, reciben el subsidio temporal según el sistema del seguro social del Estado, y cuando el plazo de la discapacidad sobrepasa los 6 meses reciben la pensión por la pérdida de la capacidad laboral conforme al sistema de jubilación del Estado.

En el caso de no tener la capacidad del trabajo normal aún después de recuperada la salud, pueden trabajar por 3 ó 4 horas diarias en un centro del trabajo ligero, de acuerdo con sus condiciones físicas. A los discapacitados laborales sin amparo los atienden gratis en el centro de cuidado de la salud.

El Estado registra como ex militares minusválidos a los hombres que sufrieron heridas durante el servicio militar y les presta la solicitud especial en el ámbito nacional y social. También les asegura el trabajo adecuado a sus condiciones físicas y ofrece cada año tónicos y subsidios, así como les presta una atención preferencial y ayuda socialmente.

Las amas de casa que no asisten al trabajo, pueden trabajar según su deseo en la brigada a domicilio o la cooperativa domiciliaria.

Periodista: Muchas gracias.

Naenara

Fuente: kfa-eh.org

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias