En Gran Bretaña se revelaron los detalles del plan secreto de Churchill contra la URSS

Publicado:

En mayo de 1945, Gran Bretaña desarrolló un plan para una operación militar contra la URSS, escribe The Telegraph, citando un documento de los Archivos Nacionales.

Noticias populares

Según el expediente (CAB 120/691), pocos días después de que Berlín fuera tomada por el Ejército Rojo, el primer ministro británico Winston Churchill dio instrucciones al Cuartel General de Planificación Conjunta para planificar una operación, denominada Operación «Impensable». Se suponía que los aliados occidentales dentro de los dos meses posteriores a la rendición de Alemania debían llevar a cabo una ofensiva terrestre, aérea y naval a gran escala en las profundidades de los territorios ocupados por la URSS.

 

El objetivo principal de la operación era imponer la «voluntad de los Estados Unidos y el Imperio Británico» sobre la Unión Soviética, señalan los medios. El ex comandante de la Artillería Real y general de brigada Jeffrey Thompson tenía la tarea de organizar la ofensiva, que quería iniciarla el 1 de julio de 1945.

Según el periódico, el plan requería una ofensiva masiva de las divisiones británica y estadounidense en Berlín y más allá, con el fin de hacer retroceder al Ejército Rojo a los ríos Oder y Neisse. El choque decisivo iba a tener lugar en el campo alrededor de Schneidemühl (ahora la ciudad de Pyla en Polonia).

Esto, según Churchill, debería haber sido un choque de tanques, que habría superado en escala a la Batalla de Kursk. En total, más de 8.000 personas, incluidas unidades estadounidenses, británicas, canadienses y polacas, querían participar en la Operación “Impensable”.

Al mismo tiempo, Thompson creía que se necesitarían fuerzas adicionales para derrotar al ejército soviético. Propuso volver a equipar a la Wehrmacht y al ejército de las SS, agregando así diez divisiones más a los aliados occidentales. Además, el general abogó por limitar la exportación de caucho, aluminio, cobre y explosivos a la URSS: esto, en su opinión, debilitaría al país.

El principal asesor militar del primer ministro británico, el general Hastings Ismay, se horrorizó cuando escuchó una propuesta para involucrar a la Wehrmacht y las SS en la operación, diciendo que «tal política» es absolutamente imposible para los países democráticos».

Recordó que durante varios años el gobierno había estado convenciendo al público británico del ataque que habían recibido los rusos y cuanto sufrimiento tuvieron. Según Thompson, un ataque a la URSS inmediatamente después de la guerra sería un «desastre» para la moral.

Fue apoyado por el mariscal de campo Alan Brook, quien enfatizó que las posibilidades de lograr una rápida victoria en la ofensiva planeada contra la Unión Soviética son insignificantes.

Como resultado, el desacuerdo de varios comandantes británicos puso fin a la Operación “Impensable”, que Churchill a menudo lamentaba, temiendo el estallido de la Tercera Guerra Mundial. Creía que el Ejército Rojo se volvería invencible y lanzaría una ofensiva contra Europa en cualquier momento, agregaron los autores del material.

Según The Telegraph, el plan para la Operación “Impensable” todavía está en una carpeta gris titulada «Rusia: Amenaza a la civilización occidental» con el sello «altamente secreto».

Fuente

1 COMENTARIO

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: