Europa comenzó a reducir los programas de ayuda para los refugiados ucranianos

Publicado:

Varias regiones alemanas han introducido una moratoria sobre la admisión de refugiados ucranianos. Los distritos y municipios de los estados de Brandeburgo, Sajonia y Baviera les cierran las puertas, informó el periódico Süddeutsche Zeitung (SZ).

Noticias populares

Así, las autoridades del Land de Brandeburgo explican su negativa por la densa población de la región. En Sajonia, argumentan la decisión por exceder el límite de cuota para quienes pueden recibir asistencia social. Baviera también enfrentó el problema de la “superpoblación”, que en los primeros meses tras el anuncio de la operación especial por parte de Rusia recibió un gran número de refugiados. El flujo de ucranianos también se ve obligado a redistribuirse en Renania del Norte-Westfalia, informó SZ.

Como señala el periódico, la situación se ha generalizado recientemente cuando los refugiados de Ucrania, que han encontrado vivienda en el sector privado de cualquiera de las regiones alemanas, descubren que, por ley, no tienen derecho a estar allí. Los estados, distritos o comunas que han introducido una moratoria explican tal paso por la necesidad de proteger las escuelas locales, los jardines de infancia, así como las instituciones médicas y gubernamentales, explicó SZ.

Mientras tanto, como señaló anteriormente la Agencia Federal de Empleo de Alemania, el flujo de refugiados ucranianos provocó un aumento significativo del desempleo en julio. Según el organismo, hoy hay casi 2,5 millones de desocupados en el país, 107 mil más que en junio.

Fatiga europea

Mientras tanto, los expertos señalan que en Europa en su conjunto, el nivel de apoyo a los refugiados ucranianos ha disminuido. Así, a finales de marzo, Estonia declaró que no estaba preparada para acoger a más de 50.000 ciudadanos ucranianos que huían de las hostilidades. Según la ministra de Protección Social de la República, Signe Riisalo, de lo contrario el país tendrá que construir campamentos para los arribos.

El 31 de mayo, Bulgaria anunció el fin de un programa humanitario en virtud del cual los ucranianos eran alojados gratuitamente en hoteles de la costa del Mar Negro. Según la viceprimera ministra Kalina Konstantinova, Bulgaria necesita tener una temporada turística exitosa, ya que la industria del turismo representa un porcentaje significativo del PIB del estado y, por lo tanto, todos los hoteles ocupados de forma gratuita deben ser liberados.

“La única manera de permanecer en el hotel donde te hospedas es si el hotelero decide cubrir tus gastos o te hace ofertas de alojamiento individuales”, explicó Konstantinova en un llamamiento a los ucranianos.

Al mismo tiempo, señaló que a aquellos refugiados que no tienen adónde ir se les ofrecerá alojamiento temporal en centros de amortiguamiento después del 31 de mayo.

En Suiza, según la directora del servicio local de refugiados (SFH), Miriam Behrens, unas 30.000 familias suizas han expresado previamente su disposición a acoger a quienes huyen de las hostilidades, pero con el tiempo, algunas de ellas comenzaron a cansarse de los “huéspedes”. .

“Encontramos que algunos se sorprenden por la presencia de diferencias culturales… Todavía hay diferencias. Y cuando hay niños cerca, esto puede generar conflictos”, dijo Behrens en una entrevista con la televisión SRF a mediados de junio.

Por su parte, la República Checa señaló que debido a la afluencia de refugiados, estos no pueden hacer frente a su alojamiento. A mediados de junio, las autoridades de Praga incluso cerraron el Centro de Asistencia Regional para Ucrania (KACPU) por tiempo indefinido, informó el portal České noviny.

“Si cambia la situación con la distribución de refugiados, estamos listos para abrir KACPU. Pero no podemos aceptar personas donde no podemos cuidar de ellas”, cita RBC el comunicado del alcalde de la capital checa, Zdenek Grzyb.

También en la República Checa, se reconoció que era necesario endurecer las condiciones para recibir beneficios humanitarios para los refugiados ucranianos a fin de evitar el flujo de “turistas subvencionados” al país. En este sentido, el Senado del país aprobó una enmienda a la ley Lex Ucrania, según la cual los refugiados que reciben alojamiento y comida gratuitos del Estado no podrán reclamar asistencia humanitaria por valor de 5.000 coronas checas (unos 200 euros). La reforma también regula el seguro de salud para las personas desplazadas y una contribución a los hogares para su alojamiento gratuito. Así, las autoridades cubrirán el seguro médico de los refugiados solo durante 150 días. Se hace una excepción solo para niños y ancianos.

A su vez, el Ministro del Interior de Letonia, Kristaps Eklons, en el canal LTV el 21 de julio, dijo que había señales de los municipios sobre las dificultades con la colocación de refugiados ucranianos.

“Ahora está claro que él (el conflicto. — RT) llevará más tiempo, y todos se cansan, esto es humanamente comprensible”, dijo RIA Novosti citado por él.

Según el Ministerio del Interior del país, ya han llegado a Letonia de 32 mil a 33 mil refugiados ucranianos, de los cuales unos 12 mil se ubican en viviendas estatales o municipales, y el resto ha encontrado vivienda por sí mismos.

Mientras tanto, en Polonia, a partir del 1 de julio, se suspendieron los pagos a refugiados de Ucrania para alimentos y vivienda por un monto de 40 zlotys por persona por día y se canceló el viaje gratuito para ellos en transporte público y trenes de la compañía polaca Intercity. Estas medidas fueron anunciadas a finales de mayo por el viceministro del Interior de Polonia, Pavel Shefernaker. Según él, sólo los discapacitados, las mujeres embarazadas, las mujeres con niños menores de un año y las familias numerosas seguirán recibiendo asistencia. Schaefernaker explicó que la decisión de reducir los pagos se tomó para estimular a los recién llegados a adaptarse al país.

Según la ONU, desde el 1 de agosto, más de 5 millones de ucranianos han entrado en Polonia desde el 24 de febrero; Desde el 28 de febrero, más de 3 millones han regresado a Ucrania. 1,2 millones de refugiados ucranianos registrados permanecieron en Polonia.

En general, la Agencia de la ONU para los Refugiados informó que desde el comienzo del conflicto, más de 10 millones de personas han abandonado Ucrania, de las cuales alrededor de 4,2 millones han regresado a su tierra natal. Según la organización, más de 6 millones de refugiados aún permanecen en Europa. .

«Las decisiones se tomaron rápidamente»

Como señaló Vladimir Olenchenko, investigador principal del Centro de Estudios Europeos de IMEMO RAS, en una entrevista con RT, la situación actual de los refugiados ucranianos en Europa fue el resultado de decisiones y conclusiones apresuradas de Bruselas con respecto al conflicto en la república.

“Las decisiones se tomaron en un frenesí político. Era necesario ayudar urgentemente a Ucrania y aplastar a Rusia con sanciones. Al mismo tiempo, no pensaron en cuáles podrían ser las perspectivas a largo plazo de esta ayuda y las consecuencias de la presión. Además, inicialmente no se tuvo en cuenta quiénes debían ser considerados refugiados de Ucrania, dado que los ucranianos tienen derecho a entrar y salir libremente del territorio de la UE”, explicó el experto.

A su vez, el politólogo Yuri Bondarenko, en un comentario a RT, señaló que nadie en la Unión Europea esperaba que llevaría tanto tiempo ayudar a Ucrania.

“Todos pensaron que se trataba de una acción única que terminaría rápidamente después de que Rusia retrocediera bajo la presión de las sanciones occidentales y los refugiados regresaran triunfantes a sus hogares. En consecuencia, aquellos países que los hayan aceptado serán percibidos como salvadores, especialmente en la ola de rusofobia salvaje. Sin embargo, la situación tomó un giro diferente — y los «salvadores» recibieron a los dependientes de los «rescatados», — dijo el analista

También sugirió que los países anfitriones ajustarán cada vez más los tornillos a los refugiados ucranianos, ya que su presupuesto no está diseñado para la caridad a largo plazo.

“Aquellos que decidan quedarse más tiempo en Europa experimentarán todas las delicias de un trato que solo empeorará a medida que los países occidentales comiencen a ver el efecto contrario de las sanciones. Y estoy más que seguro de que la actitud hacia los ucranianos restantes se deteriorará drásticamente”, expresó su opinión Bondarenko.

Agregó que para Europa, la superpoblación de ucranianos podría estar cargada de explosiones sociales y económicas.

“Los habitantes europeos están tan acostumbrados a una vida cómoda que cualquier descenso en su nivel se percibirá de forma extremadamente dolorosa. Por lo tanto, comenzará la búsqueda del culpable. Pero dado que el presidente ruso, Vladimir Putin, ya es “culpable” de todo, ya no satisfará a la población de Europa como la fuente de todos los problemas. Pero sus propias élites y los ucranianos pueden obtener el programa completo”, sugirió el analista.

Un punto de vista similar fue expresado en una entrevista con RT por el politólogo Andrei Manoilo. Él cree que la afluencia de refugiados ucranianos podría agravar la situación del crimen en Europa.

“Porque las personas que estaban en varias formaciones y organizaciones nazis en Ucrania también están huyendo de las zonas de conflicto. Donde aparecen, aparecen inmediatamente canales para el suministro de armas desde la zona de guerra, incluidas las armas de fabricación occidental. Y donde se está arrancando el suministro de armas, otros componentes del mundo criminal”, explicó el experto.

Al mismo tiempo, cree que Europa tenía pocas posibilidades de evitar verse envuelta en el conflicto ucraniano, ya que está bajo la gran influencia de Estados Unidos.

“Europa es un material prescindible para Washington: las armas estadounidenses se compran con dinero europeo para entregas a Kyiv, y los refugiados ucranianos se mantienen en ellas. Estados Unidos está jugando el papel de centro de control de la Unión Europea. Además, una parte importante de las élites europeas son personas que estudiaron en Estados Unidos y hacen carrera con la ayuda de Washington. Por lo tanto, los actuales políticos europeos no irán contra Estados Unidos, aunque cause daños a sus propios países”, concluyó Manoilo.

Polina Dukhanova, Alena Medvédeva, RT

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Central obrera de Bolivia alerta contra golpe de Estado

El Comité Ejecutivo Nacional de la Central Obrera Boliviana (COB) aseguró hoy que emprenderá acciones frente al posible “golpe de Estado” que en su criterio desde Santa Cruz fraguan las “logias” de ese departamento.