Rechazo mundial a una idea anacrónica

Publicado:

Los argumentos contra la política de bloqueo sientan en el banquillo de la ONU, otra vez, a Estados Unidos. La resolución cubana que pide el fin de la agresión estadounidense se votará hoy

Noticias populares

Juana Carrasco Martín.— Más de dos docenas de oradores a nombre de grupos regionales y organizaciones, así como de sus propias naciones, intervinieron este miércoles ante la Asamblea General de la ONU para argumentar su respaldo a la resolución Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos contra Cuba, que se votará hoy por trigésima ocasión.

 

Los discursos fueron un adelanto elocuente de lo que será la votación de este jueves, día final de los debates en torno al proyecto cubano, y demostraron con convicción y vehemencia el rechazo que sigue generando una política cuyos efectos devastadores fueron comparados con las secuelas de una guerra convencional, y que en su carácter extraterritorial daña, además, a terceras naciones.

El obstáculo que el bloqueo representa para el desarrollo económico de Cuba; el carácter de guerra y de terrorismo económico que adquiere el asedio de Washington, y la mantenida cooperación de la Isla con la comunidad internacional, no obstante, sobre todo durante lo más duro de la pandemia de la COVID-19, fueron aspectos señalados por los representantes diplomáticos que avanzaron, así, su voto positivo al proyecto de resolución.

Fuerte repudio recibió también la injusta inclusión de Cuba en la lista estadounidense de países supuestamente patrocinadores del terrorismo, que fue valorada como un reforzamiento de las medidas punitivas contra la Isla.

En representación de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), la representante de Argentina, nación que ocupa la presidencia pro tempore, reiteró la preocupación que suscita el recrudecimiento de esa política en medio de la COVID-19, y remarcó el daño que su carácter extraterritorial ha causado también a las actividades financieras de Cuba en el mundo y al bienestar de su pueblo.

La representante de la Celac insistió en la inconsistencia entre la aplicación de esa medida coercitiva unilateral y los principios consagrados por el Derecho Internacional y plasmados en la Carta de la ONU.

«Está claro que es el principal obstáculo para el desarrollo económico y social del pueblo cubano», dijo la diplomática. En el complejo contexto internacional, el bloqueo es más inhumano e injustificable que nunca, aseveró, y recordó sus serios costos humanos y económicos y el daño irreparable que causa a la población cubana, al obstaculizar la realización de derechos básicos como la alimentación, la salud y la educación.

«Esperamos no tener que adoptar más resoluciones de esta naturaleza en el futuro», culminó la representante argentina.

Preocupado porque el bloqueo siga aplicándose y por su impacto debilitador para Cuba, se manifestó el representante del Grupo de los 77 (G77) más China, que recordó la falta de acceso al desarrollo que sus medidas generan, así como a créditos, y alertó que si esa política prosigue, el potencial para el desarrollo de la Isla se verá socavado y no podrá entrar en el camino del desarrollo sostenible que promulga la agenda 2030, que todos apoyan.

Como otros oradores, el representante el G77+China recordó la contribución de Cuba a la comunidad internacional durante décadas y especialmente durante el azote de la COVID-19, como muestra de la colaboración Sur-Sur.

Una vez más, la Comunidad del Caribe (Caricom) a través de Bahamas manifestó también su exigencia de que EE. UU. ponga fin al bloqueo. Además, rechazó que Cuba fuera injustamente incluida en la lista espuria de patrocinadores del terrorismo, lo que recrudece las crisis múltiples que sufre la nación, sin desconocer la crisis en los precios de los alimentos que padece el planeta.

El representante de Bahamas evocó los 50 años de relaciones fraternas entre la Comunidad Caribeña y Cuba, refrendó la pertenencia de la Isla a esa región, al tiempo que encomió su colaboración con el bloque en áreas como la salud, la educación y los deportes.

«Caricom hace un llamado para que se ponga fin al bloqueo cuanto antes, y garantizar que Cuba pueda avanzar hacia su pleno desarrollo como merece, y se ha ganado», sentenció.

Contra las medidas coercitivas unilaterales

Otro conglomerado que explicó su voto a favor de la resolución fue el Movimiento de Países No Alineados (Mnoal), representativo de más del 80 por ciento de la población mundial, y que, por voz del representante de Azerbaiyán, reiteró que el bloqueo es una violación del Derecho Internacional y la Carta de la ONU, así como del derecho de Cuba de interactuar plenamente con la comunidad internacional.

El diplomático recordó el rechazo del Mnoal a las medidas coercitivas unilaterales, una postura reafirmada durante la 18va. Cumbre del Movimiento, en Bakú.

Los No Alineados remarcaron los daños que esa política causa a los cubanos para el disfrute pleno de sus derechos humanos, su impacto en diversos sectores de la economía y las finanzas, y apuntó que Estados Unidos es el único país que mantiene su política de sanciones injustificadas.

En igual sentido estuvo encaminada la intervención de México, cuyo representante apuntó que el mantenimiento del bloqueo significa el desacato de un miembro de su Consejo de Seguridad a las resoluciones emanadas de la ONU y recordó que ningún Estado puede aplicar el uso de medidas económicas o políticas para coaccionar a otro.

«Toda medida unilateral como medio de presión política para provocar cambios en las decisiones internas de otro Estado es contraria a los principios de la Carta de la ONU y al precepto de cooperar en las relaciones entre los Estados», señaló.

El diplomático mexicano también puntualizó que la Carta de la ONU reserva a su Consejo de Seguridad la facultad de imponer medidas coercitivas. «De ese postulado y de los daños que el bloqueo representa para el pueblo cubano, se desprende que las medidas aplicadas contra Cuba son contrarias al Derecho Internacional», sentenció.

También el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) patentizó su exigencia de que se levante el bloqueo y su rechazo a la inclusión de la Isla en la lista de países patrocinadores del terrorismo.

A su turno, China se pronunció contra la aplicación de medidas coercitivas unilaterales, las que, dijo su representante, socavan el derecho al desarrollo y la subsistencia de los pueblos, y van contra su desarrollo pacífico, al tiempo que reportó el daño humano que representó la intensificación por EE. UU. de las medidas contra Cuba en medio de la pandemia.

En igual sentido se proyectó, más adelante, la intervención del representante de Trinidad y Tobago, quien  remarcó que la aplicación de medidas coercitivas unilaterales persigue propósitos de igual naturaleza.

EEUU., Promotor del terrorismo económico

Evocadora de lo que dicen las leyes internacionales fue, igualmente, la intervención del representante de Venezuela, quien estimó el bloqueo como una agresión económica en el marco de una política de alta presión, con un impacto destructor y letal similar a las guerras convencionales, que convierte esas acciones agresivas en terrorismo económico.

Ello demuestra, dijo el diplomático venezolano, que el Gobierno de Estados Unidos se ha convertido en un promotor del terrorismo económico, porque ataca a toda la comunidad planetaria, contraviene el Derecho Internacional y a las leyes del libre comercio.

Doctrina Monroe de carácter global

Por su parte, al rechazar la política de sanciones de Estados Unidos, el representante de la Federación Rusa denunció que esa práctica es una tendencia y se convierte en estrategia ilegal de persecución contra países.

«EE. UU.  busca la implementación de una Doctrina Monroe de carácter global contra aquellos que no quieren hacer lo que Washigton dice. Cuba es un ejemplo», aseveró.

Durante la jornada también usó de la palabra la representación de Bolivia, que calificó al bloqueo como un acto de genocidio y terrorismo económico, y enalteció a Cuba como un pueblo solidario y de paz.

«Estamos frente a una amenaza al multilateralismo», apuntó el representante boliviano.

Durante la jornada también intervino la delegación de Namibia, que manifestó la preocupación de su país ante el intento de estrangulamiento creciente a Cuba.

Acto de guerra más grave y duradero de la historia

El representante de la República Popular Democrática de Corea aseguró que el bloqueo debe ser denunciado por todos los pueblos del mundo y Estados Unidos debe abandonar cuanto antes esta idea anacrónica de que puede perturbar el sistema cubano y ponerlo de rodillas. El apoyo y la solidaridad se pusieron de manifiesto en sus palabras ante la Asamblea General de la ONU.

También Belarús al sumarse al Grupo de Amigos de la Carta de la ONU, denunció que el objetivo principal de las medidas ilegales era aumentar los daños económicos para eliminar un Gobierno, lo que es una injerencia directa en asuntos internos. Calificó al bloqueo de violación de los derechos humanos, de genocidio y como el acto de guerra más grave y duradero de la historia.

Vietnam llevó al estrado de la ONU su reiterado y firme apoyo, la amistad y la solidaridad con el pueblo de Cuba, y sumó su argumentación a las declaraciones de Mnoal, el G77+China y la Asociación de Naciones del Asia Sudoriental (Asean). Enfatizó en que crece continuamente la gran mayoría que se une a la denuncia cubana contra la política más injusta que se haya impuesto a un  país en la historia moderna, la que contraviene el respeto que se debe a cada país de elegir su propio camino hacia el desarrollo.

«Ha dañado a varias generaciones de cubanos y ese sufrimiento que ocasiona ha adquirido nuevos niveles debido al impacto de la pandemia, los accidentes del hotel Saratoga y de la base de supertanqueros de Matanzas, y el paso del huracán Ian», sentenció.

Vietnam, que ha sufrido de primera mano los daños del bloqueo estadounidense, también reconoció que solo un diálogo constructivo puede traer un cambio positivo, por lo que reclamó el fin de esa política para que Cuba pueda participar en pie de igualdad en las  relaciones económicas y comerciales con el mundo, necesario en pro de la paz, la estabilidad de la región y la global.

Desde el Caribe, San Vicente y las Granadinas se adhirió a lo destacado por la Caricom, Celac, Mnoal, el G77+China y Amigos de la Carta de la ONU; se puso al lado «de nuestra hermana Cuba» en apoyo inequívoco a la Resolución y destacó el espíritu inquebrantable del pueblo cubano, que ha perseverado, con logros extraordinarios y heroicos.

Subrayó la solidaridad expresada en asistencia sanitaria y humanitaria y dio las gracias a Cuba por su generosidad permanente.

Como en muchas otras alocuciones, afirmó que no tiene basamento y es lamentable la inclusión de Cuba en la lista de Estados patrocinadores del terrorismo, una caracterización que tildó de absurda, poco adecuada y que no sirve para eliminar el terrorismo.

Sobre los pasos dados por la administración Biden en cuanto a las visas y las remesas, dijo que se quedan cortas: «Solo el levantamiento del bloqueo facilitaría la vida de los cubanos y respetaría los derechos del pueblo».

«Continuaremos abogando por su levantamiento completo, es un instrumento de opresión  que debe terminar, y EE. UU. debe desvincular su política de la Florida y trabajar en pos de una relación nueva y más constructiva con Cuba».

No pueden seguir condenando a la población cubana

Guinea Ecuatorial se alineó a la declaración de Mozambique en nombre del Grupo Africano, la de Eritrea por los Amigos de la Carta de la ONU, la del G77+China y la del Mnoal al referirse a los daños que por más de medio siglo ha ocasionado la política estadounidense a Cuba y sus consecuencias devastadoras no solo en la economía, también en su desarrollo integral.

Al mencionar las estrechas relaciones de amistad y hermandad con Cuba, exhortó a Estados Unidos, con el que también mantiene excelentes relaciones, a que levante el bloqueo, porque no puede seguir condenando a niños, ancianos y en general a la población vulnerable de este país. «¿Cómo podemos asegurar que son el futuro si viven con tantas limitaciones?», se preguntó.

Obstáculo a la aplicación de la agenda 2030

Al hablar en el plenario, la República Árabe de Siria resumió su posición en este tema histórico y muy importante en la agenda de la ONU: apoyo inquebrantable al pueblo amigo de Cuba; firme apoyo a la resolución; inaceptable el bloqueo ante la Carta de la ONU por ser una violación sistemática de los derechos humanos; es la más grave entre las medidas coercitivas; un obstáculo extraordinario a la aplicación de la Agenda 2030.

Siria, que también es víctima de medidas coercitivas, puntualizó que este voto anual sobre la resolución ha sido prácticamente unánime. «Estados Unidos debe cesar en sus medidas unilaterales que restringen a empresas y buques, obstaculiza servicios bancarios con el injusto calificativo de Estado patrocinador del terrorismo», afirmó. El representante sirio también denunció la hipocresía política y el doble rasero en la aplicación del derecho humanitario internacional.

Cuba, ejemplo en la búsqueda de la paz

La breve, contundente y clara declaración de Colombia destacó sobre todo que desde hace más de 40 años «Cuba ha acogido a representantes tanto del gobierno colombiano como de los grupos insurgentes en las negociaciones en pos de alcanzar la paz en su país. Cuba es un ejemplo para el mundo entero en aras de la construcción y la consolidación de la paz, en consecuencia, Colombia rechaza la calificación de Cuba como país patrocinador del terrorismo, con la que se ha querido  desconocer el compromiso de Cuba con la paz. Votaremos a favor de la resolución».

Guyana compartió la preocupación en relación con las conclusiones del informe del Secretario General de la ONU sobre los efectos del bloqueo para Cuba y los obstáculos impuestos por Estados Unidos, incluso en el momento más álgido de la COVID-19 y  la repercusión que implica tenerla en la lista de países patrocinadores del terrorismo, lo que es contrario a la Agenda 2030 y al derecho al desarrollo del pueblo cubano.

Además, subrayó «las estrechas relaciones de amistad a nivel político, económico y cultural con una Cuba que sigue ofreciendo asistencia médica generosa, formación y becas a muchísimos guyaneses; y frente a la pandemia de la COVID-19 mantuvo su compromiso global y humanitario».

Kenia se sumó al rechazo al bloqueo; aseguró que la voluntad de su Gobierno es promover «una política de desarrollo compartido». Muchos son los países afectados por el embargo que es una afrenta a la soberanía y la determinación, una herramienta obsoleta contra el multilateralismo», afirmó el representante keniano.

Irán y Cuba pagan el precio de su resistencia

«El expansionismo y la arrogancia de Estados Unidos son una amenaza a la paz en el mundo, los embargos no han dado nunca frutos, pero sí han tenido efectos adversos para la paz global al debilitar el orden internacional, el multilateralismo y la autoridad de la ONU», afirmó el representante de Irán.

El representante de Camboya unió su voz en la denuncia de los efectos adversos contra las vidas y el sustento del pueblo cubano.

«Reiteramos el llamado a EE.UU. para que levante de inmediato esta imposición y retire a Cuba de la lista. Resuelvan sus diferencias por medio del diálogo y formalicen sus relaciones», sentenció.

 

spot_img

1 COMENTARIO

  1. Y? Al igual que tantas veces no pasará nada. Recogerán la votación en un acta y EEUU se limpiará el c… con eso. Eso es lo que vale la ONU, nada.
    Y por qué no amenazan a EEUU TODOS los países del mundo de ponerle sanciones si no quita el bloqueo, por terroristas y dictadores?

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias