(Por cierto la teoría de un solo individuo atacando a la policía entra en confrontación con el hecho de que sigue habiendo disturbios en varias ciudades del país, nota de blog)

La noche del 7 de julio, la Policía estadounidense usó un robot cargado con una bomba para abatir a Micah Johnson, el francotirador sospechoso de organizar el tiroteo de Dallas que acabó con la vida de cinco agentes de la Policía, informa el portal Business Insider.

Varios expertos en seguridad y diversos oficiales han señalado que no recuerdan otros casos en la historia de la Policía estadounidense en los que se hubiera utilizado un robot para eliminar a un sospechoso o un criminal.

El método empleado para acabar con la vida de Johnson generó discusiones respecto al uso de este tipo de tecnologías con fines letales. Anteriormente, los robots se habían utilizado solamente para desactivar explosivos o realizar un monitoreo de situaciones críticas, pero nunca habían sido equipados con armas o bombas.

sputniknews.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.