Compartir

El Ejército de EEUU ha publicado un anuncio para cubrir vacantes para actuar de ‘extras’ en las maniobras del campo de entrenamiento de Hohenfels en Alemania.

El principal requisito es que los voluntarios deben hablar ruso, polaco o checo. Jurgen Rose, teniente coronel retirado de la Bundeswehr, opina que esta medida es parte de la preparación general para un conflicto militar con Rusia.

Rose comentó a Sputnik que el anuncio del Ejército no es el primero de su tipo. Así, en el pasado los estadounidenses solían contratar a personas para participar en varios ejercicios vestidos de ropas largas y turbantes, explicó el experto haciendo referencia a la ropa tradicional de algunos países de Oriente Próximo.

“Es obvio que se trata de los preparativos para conflictos armados en la frontera oriental de la OTAN”, subrayó.

Rose detalló que la OTAN lleva a cabo ejercicios supuestamente para “repeler la agresión de un enemigo que se sitúa en el este” con el fin de “tranquilizar a los aliados bálticos”. Según prosiguió, la Alianza Atlántica ha utilizado a Rusia “como un adversario” desde la reincorporación de Crimea y el inicio del conflicto militar en Donbás.

“Han calificado a Rusia de enemigo y de ‘director entre bambalinas’, que actúa en el fondo. Y este enfoque no ha cambiado”, profundizó.

El exmilitar comentó que los principales medios alemanes se encuentran bajo fuerte influencia de los partidarios de la OTAN, por lo cual se ven obligados a “cubrir los acontecimientos desde este punto de vista”. Asimismo, Rose expresó su preocupación de que las personas no se den cuenta de las consecuencias que puede acarrear el planteamiento de tales escenarios.

El experto reconoció que este tipo de acciones se califica en Moscú de una “escalada” y no como medidas para descargar la pesada atmósfera y resolver el conflicto.

“Para poder contrarrestarlo, lo más importante para nosotros es prestar atención a la experiencia que recibimos durante la Guerra Fría y emprender medidas constructivas”, continuó Rose.

Apuntó que es muy peligroso seguir actuando de la misma manera que podría culminar en un conflicto armado real.

Rose también explicó la razón por la cual las nuevas maniobras tendrán lugar en el polígono de Hohenfels, que se ubica entre las ciudades de Núremberg y Regensburg, en Baviera. Indicó que en la región se sitúan las instalaciones militares de reconocimiento de EEUU en el territorio de Alemania, incluido un centro de capacitación avanzado.

“Es la base más importante de donde se puede trasladar a las tropas y equipos al este”, concluyó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here