El vicepresidente de Comunicación, Cultura y Turismo y también ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez, informó que las embajadas de Colombia, Chile y México en Caracas deben aclarar sobre la presunta participación en apoyo a los terroristas que perpetraron el magnicidio en grado de frustración contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, el pasado 04 de agosto de 2018.

Durante una rueda de prensa en Caracas, Rodríguez señaló que la confesión de Henrybert Enmanuel Rivas Rivas, alías “Morpheo”, determina implicación de los gobiernos de Colombia, México y Chile en magnicidio en grado de frustración contra el Ejecutivo.

Explicó que en la confesión de alias Morpheo menciona que debía contactar a un funcionario de la embajada de Chile quien lo iba a trasladar hasta Colombia con la mediación de otros funcionarios en las embajadas de México y Colombia.

En ese sentido, el ministro de Comunicación e Información señaló que la embajada chilena en el país tiene que explicar quién era ese funcionario, a quien debía contactar el criminal para que colaborara en su proceso de fuga.

Igualmente, el encargado de negocio de la embajada de Colombia en Caracas debe explicar si es cierto que iba a servir de vehículo para trasladarlo hasta la frontera y de ahí hacia la nación colombiana.

En ese sentido, el vicepresidente de Comunicación, Cultura y Turismo se preguntó: ¿las autoridades colombianas no sabían que durante seis meses un grupo terrorista se entrenaba en Chinácota, Norte de Santander, para el magnicidio en grado de frustración?.

Estamos a la espera de que el gobierno de Colombia atienda lo que es legal. Si una persona perpetra un acto terrorista en territorio de un país, pues los demás países (vecinos) deben colaborar activamente en su detención”, dijo Rodríguez.

También la embajada de México tiene que explicar si participó en el proceso de triangulación para facilitar la fuga del criminal. “No hay terroristas buenos, ni malos. Todos los terroristas son asesinos”, aseveró.

“Tienen explicar por que ya hay dos testimonios, una es la confesión voluntaria de Juan Requesens (implicado en el atentado) que mencionó a Mauricio Jiménez Pinzón, oficial encargado de inmigración colombiana y ahora alias Morfeo quien dijo que se reunió con un jefe de migración de Colombia que le permitió el paso libre a Chinácota, Norte de Santander, tienen que dar una explicación”, manifestó.

El alto funcionario recordó que la embajada chilena en Caracas sirve de resguardo a uno de los políticos más violentos, Freddy Guevara. En ese sentido, se preguntó: ¿estaba Guevara en conocimiento de toda esta situación?.

Por otra parte, Rodríguez señaló que el Gobierno venezolano le solicitó a Colombia la entrega de Julio Borges, por sus evidentes implicaciones con el magnicidio contra el Ejecutivo y otras acciones desestabilizadoras.

Pidió a los gobiernos del mundo que se pongan a derecho con respecto a Venezuela. “No pedimos que nos sonrían, sino que se pongan a derecho. Nosotros no permitiríamos jamás que en territorio venezolano se encubrieran a asesinos y criminales. Pero no esperábamos que se encubrieran a asesinos”.

Declaraciones del ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez [Download]

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.