La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) denunció el martes que la mayoría de las mujeres refugiadas rohinyá en Bangladés son vendidas para hacer trabajos forzados.

Desde septiembre del año pasado hasta la fecha han detectado 99 casos de trata de personas. La OIM advierte que esta cifra puede ser más alta.

– De los 99 casos, 35 eran niñas, 31 mujeres, 25 hombres y ocho niños.

– La mayoría de ellos fueron sometidos a trabajos forzados. Cinco
mujeres y cuatro niños sufrieron explotación sexual.

La OIM explicó que los traficantes se aprovechan de los refugiados y los engañan con ofertas de trabajo y mejorar sus condiciones de vida, pero luego los explotan laboralmente.

Desde agosto del año pasado, más de 900.000 rohinyá han huido de la violencia en Myanmar y han llegado como refugiados a Bangladés donde habitan en condiciones precarias.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.