AVN.— El movimiento Chalecos amarillos cumplió este sábado 31 semanas consecutivas de protestas contra la política fiscal y social del presidente de Francia, Emmanuel Macron, en medio de represión policial.

Casi mil personas se reunieron en la Plaza de la Bastilla en París y marcharon hacia el distrito 17.

Durante la manifestación se dieron varios enfrentamientos con la policía al reprimir las marchas, en particular en la ciudad de Toulouse y París, reseña Telesur.

«Toulouse, que fue nombrada para este sábado la capital nacional del movimiento de protesta en su jornada número 31 ininterrumpida, fue escenario de la represalia de la policía contra cientos de personas, apenas iniciada la marcha», reporta el canal regional de noticias.

La semana pasada, poco más de 1.000 personas se manifestaron en París. Este sábado también se celebraron mítines en Montpellier, Lyon, Niza, Lille y Maubeuge.

Desde su inicio en noviembre pasado, decenas de miles de personas han marchado todos los sábados por las calles de Francia para alzar una variedad de reclamos, que van desde el rechazo de los impuestos sobre el combustible hasta la desigualdad de ingresos, refiere la información.

De acuerdo con cifras oficiales, más de 10.000 salieron a las calles el fin de semana pasado en todo el país.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.