Presencia China en Cuba

Noticias populares

La situación en Donbass ha cambiado drásticamente en caso de un ataque de Ucrania

Hoy en día Ucrania no podrá atacar las repúblicas de Donbass con impunidad porque más de 300 mil ciudadanos...

Lumumba, película del haitiano Raoul Peck

"Lumumba" (2000), del haitiano Raoul Peck, en el 60 Aniversario del asesinato del líder antimperialista africano

Nueva dentellada del capitalismo transnacional contra el planeta: hasta el agua cotiza en bolsa

Por Cecilia Zamudio.— Ante la perspectiva del gigantesco lucro que conlleva especular con el agua, los tiburones del capitalismo han...

Por Mariela Pérez Valenzuela

La Habana, 17 oct (Prensa Latina) La luna llena inundaba las aguas del puerto de Amoy en la ciudad portuaria china de Fujian. Unos 300 campesinos nativos abordaban la nave española ‘Oquendo’ con rumbo a Cuba, una tierra desconocida del Caribe, contratados por los esclavistas que sustituían a los oprimidos africanos por asiáticos. El comercio negro estaba en declive.

Solo 206 sobrevivieron a la travesía. Admiraron la estrecha entrada de la bahía de La Habana. Era el 3 de junio de 1847. Nueve días después un segundo grupo de 330 veían la mayor de las Antillas por primera vez, en esta ocasión en el buque transportador ‘Duke of Argyle’.

Hombres pequeños, quienes luego de ocho años de contratación para realizar labores pesadas en las zonas rurales, sin cobrar un centavo, estaban más pobres que a su arribo.

Liberados de los esclavistas españoles, muchos se quedaron en zonas rurales, pero la mayoría prefirió trasladarse a La Habana. La espiritualidad de aquellos asiáticos se integró a la de la isla, donde convivían con hispánicos y africanos.

Casados con blancas, negras y mulatas, la descendencia china llega hasta nuestros días. A Cuba trajeron sus comidas, sus bailes, cánticos. Una cultura de laboriosidad y paciencia.

Su amor por la nación caribeña los llevó a pelear por su independencia de España. Dieron sus brazos y su sangre a la libertad del territorio que los acogió.

Este 2020, cuando se celebran los 60 años del establecimiento de relaciones entre Cuba y la República Popular China, se muestran con satisfacción los rasgos de una herencia ancestral en esta tierra. Los descendientes de aquellos culíes transitan con orgullo por la mestiza cultura nacional.

Tomado de Cuba Internacional

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: