Asesinan en Colombia a 95 líderes sociales entre enero y junio

La violencia contra los líderes sociales se incrementó pese al confinamiento al que obligó la Covid-19.

Noticias populares

Aparece una de las mayores fosas comunes de republicanos asesinados por los franquistas

El cementerio del Carmen de Valladolid se confirma como uno de los lugares donde se encuentra una de las...

Un tribunal portugués levanta el confinamiento porque las pruebas PCR no son fiables

El Tribunal portugués de Apelación ha ordenado levantar el confinamiento porque las pruebas PCR no son fiables. Es ilegal...

Durante los seis primeros meses de este año, al menos 95 líderes sociales fueron asesinados en Colombia, de acuerdo con un informe publicado este martes por el programa no gubernamental Somos Defensores.

Presentado bajo el título “El virus de la violencia”, el reporte enfatiza que aunque este periodo estuvo marcado por el confinamiento contra la Covid-19, las medidas de aislamiento físico no impidieron los actos violentos contra los defensores de los derechos de las comunidades.

Incluso, los ataques se incrementaron, como corrobora el hecho de que “los asesinatos en su contra aumentaron en la alarmante cifra de un 61 por ciento en comparación con el mismo periodo del año anterior”, señala el texto.

Una tendencia similar se registró respecto a otros actos intimidatorios como las detenciones arbitrarias, las judicializaciones, las desapariciones forzadas y las amenazas mediante panfletos. Solo decrecieron las amenazas, con una reducción del 43 por ciento respecto al primer semestre de 2019 (477 casos antes, contra 274 casos ahora).

Somos Defensores documentó un total de 463 agresiones contra 452 líderes (algunas personas fueron víctimas de más de una), cifra superior a las reportadas durante el primer semestre de 2017 (336) y 2018 (397), aunque inferior a la cifra de 2019 (591).

En este último caso, el texto alerta sobre la posibilidad de que la cifra sea mayor debido a que las restricciones de movimiento adoptadas durante el periodo más crítico de la emergencia sanitaria impidieron monitorear lo que ocurría en regiones aisladas de ese país suramericano.

De las 452 víctimas, ubicadas en 29 de los 32 departamentos colombianos, 104 son líderes comunitarios, 88 indígenas, 73 comunales, 54 campesinos, 49 defensores de los derechos humanos, 21 defensores de víctimas, 15 afrodescendientes, 12 sindicales, 15 académicos, nueve representantes LGBTIQ, seis juveniles y seis ambientales.

El informe de Somos Defensores sopesa que la reconfiguración de las violencias y del conflicto armado ha dejado a los líderes sociales expuestos a diversos intereses y en medio de disputas territoriales y por el control social.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: