El Che y el Partido

Publicado:

Entre las últimas cartas del Che, hay algunas que sobresalen por su valor testimonial y por la profundidad de su pensamiento sobre diversos temas de la Revolución, el socialismo, el hombre nuevo, el Partido

Noticias populares

Julio César Sánchez Guerra.— Entre las últimas cartas del Che, hay algunas que sobresalen por su valor testimonial y por la profundidad de su pensamiento sobre diversos temas de la Revolución, el socialismo, el hombre nuevo, el Partido. Es muy conocida la carta de despedida leída por Fidel, en octubre de 1965, el día en que se constituyó el Comité Central del Partido. También se han realizado importantes comentarios sobre El socialismo y el hombre en Cuba, correspondencia dirigida a Carlos Quijano, editor del semanario uruguayo Marcha.

 

Menos mencionada es la misiva que dirige desde el Congo a Armando Hart, el 4 de diciembre de 1965, en la cual expresa valiosas ideas de cómo debe ser el acercamiento al estudio del marxismo, dogmatizado entonces por un pensamiento burocrático y acrítico.

Pero la carta menos conocida es la que se publicó el 14 de junio de 2019, en Cubadebate, tomada del libro: Che Guevara. Epistolario de un tiempo. Cartas 1947-1967.

La epístola del Che, del 26 de marzo de 1965, demanda que volvamos a ella una y otra vez, pues los temas de reflexión guevariana incluyen una crítica constructiva sobre los errores en la política económica, abordan el sistema de financiamiento presupuestario así como la función del Partido.

Algunas de las ideas planteadas son parte de una coyuntura específica; otras, no pierden actualidad, como la que define que «cada miembro del Partido debe ser vanguardia y, para ello, deben presentar la imagen más cercana a lo que debe ser un comunista… La moral de un comunista es su galardón más preciado… su verdadera arma, por ello, hay que cuidarla, incluso, en los aspectos más íntimos de su vida… Es natural que ni ladrones, ni oportunistas, ni fariseos, puedan figurar en el Partido, cualesquiera que hayan sido sus méritos anteriores».

Para el Che, la ética que emana del ejemplo personal es la inspiración que convoca, a cualquier retaguardia, a seguir a su vanguardia.

Fuente: granma.cu

1 COMENTARIO

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias