Los rusos se resisten a las vacunas, los pasaportes y las restricciones sanitarias

Publicado:

Noticias populares

Mientras que el presidente del Tribunal Constitucional ruso da la voz de alarma sobre los riesgos de una limitación excesiva de los derechos y libertades constitucionales, especialmente en tiempos de pandemia, el portavoz del Kremlin corta incluso la posibilidad de reflexión al revestirlo como un peligro mortal. Esta retórica es habitual en los países atlantistas y, por tanto, se ha convertido en la norma del discurso interno ruso. Y la distancia entre la radicalización del discurso y su realización crece a cada paso. Para ello, basta con ver el número de establecimientos que permanecen abiertos a pesar de la obligación de cerrarlos. El fanatismo conduce al nihilismo, y Rusia lo está experimentando. Una vez más.

Un interesante intercambio de armas tuvo lugar con motivo del nuevo intento de confinar al país y a la gente “por su propio bien”, “por su propia vida”. No hay tiempo para la reflexión, las élites gobernantes se han lanzado a la oferta mundial y ya no se tolera ningún discurso discrepante, es decir, que plantee la cuestión de la proporcionalidad y la eficacia real de estas medidas para el fin anunciado.

El político comunista Rashkin, que lucha abiertamente contra estos experimentos, acaba de ser detenido por la presunta caza de especies protegidas sin autorización. Las cámaras ya estaban preparadas y las imágenes se difundían sin demora en los medios de comunicación, que repetían a placer. “Ahora ha perdido su reputación”. El Partido Comunista fue llamado a tratar el tema. Está claro que los buenos métodos antiguos no han perdido su brillo, simplemente son cada vez más difíciles de convencer.

El presidente del Tribunal Constitucional publicó un artículo en el que tuvo la temeridad de preocuparse por la desproporcionada vulneración de los derechos constitucionales y las libertades de los ciudadanos bajo la apariencia de una pandemia. Señala que el Estado en Rusia (y no es el único, como demuestra la experiencia) tiene esta penosa tendencia.

La respuesta sale de forma escalofriante y tajante de la boca del portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, mientras Putin promete lealtad covidiana al G20: las medidas liberticidas están justificadas por el peligro para la vida. Si es cierto, según Golikova, que la mortalidad es mayor este año que el anterior y el anterior que hace dos años, esto significa que las medidas adoptadas son, desde el punto de vista sanitario, como mínimo ineficaces, y en el peor de los casos peligrosas.

La radicalización del discurso interno, así como la repetición de las medidas restrictivas, ya no convencen a la población. Se puede obligar a la gente a vacunarse, pero sólo desarrollan más resentimiento contra las autoridades. Se está produciendo una peligrosa división.

Para ilustrar este punto, podemos citar al Defensor del Pueblo empresarial, Boris Titov, que apoya los códigos QR, obviamente por razones de salud, y que declara sin pestañear que ahora es una buena idea. Este verano, los códigos QR provocaron una pérdida del 80 por ciento a los negocios, pero ahora será diferente, porque hay más gente vacunada. Cree en él, lo quiere.

Estas élites no viven en el mundo real, viven en un mundo deseado.

Los teatros se ven obligados a cancelar funciones porque las entradas codificadas no se venden, y en general han informado de un aumento de las cancelaciones y una disminución de las ventas. En varias regiones de Rusia se están presentando miles de recursos individuales y colectivos ante la fiscalía contra los decretos locales que imponen los códigos QR; en San Petersburgo se están formando grupos de ciudadanos contra los códigos QR. Evidentemente, y en contra de la opinión de Titov, el porcentaje de personas vacunadas no es la razón del fracaso de los códigos QR este verano.

Por su parte, Rospotrebnadzor, que debe velar por el cierre de los establecimientos durante el confinamiento, no sabe a quién recurrir y se dedica a amenazar a los establecimientos con 3 meses de cierre por haber permanecido completamente abiertos, sin siquiera esconderse. En Moscú, se trata de salones de belleza, grandes cadenas de tiendas de cosmética, salones de telefonía móvil, grandes centros comerciales, tiendas de licores, tiendas de descuento, tiendas de herramientas, etc. Esto no ocurrió durante los últimos cierres.

Por no hablar del creciente número de establecimientos ilegales. Un ejemplo de San Petersburgo. Un colega magistrado llegó a un acto oficial el sábado por la mañana en tren nocturno y, obviamente, encontró todo cerrado. Pero tenía que comer. No muy lejos de la estación, encuentra un restaurante, oficialmente sólo para llevar, por supuesto. Cuando pregunta si puede comer dentro, el camarero duda, le mira, le prueba… le pregunta si puede pagar en efectivo. Cuando ella acepta, él abre una puerta que conduce a una habitación oculta… llena de gente comiendo. Asimismo, por la noche, en la avenida Nevsky, varias personas le ofrecen acceso a bares clandestinos abiertos hasta las 7 de la mañana. Si los establecimientos clandestinos siempre han funcionado durante las distintas restricciones, cada vez se presentan más abiertamente.

Este discurso radicalizado y la propaganda infantil sólo pueden convencer a los convencidos, lo que es extremadamente peligroso para la estabilidad del país. Es cierto que, formalmente, las medidas se adoptan a nivel local, pero el discurso tanto del presidente como de las élites gobernantes está tan radicalizado que les será casi imposible recuperar la confianza de la población, si en algún momento su instinto de supervivencia se despierta y deciden dar marcha atrás por completo. Además, al arremeter de forma tan ridícula contra un comunista elegido, en realidad están creando verdaderas figuras políticas alternativas, a diferencia de Navalny y compañía. Este confinamiento ha sido un paso más, que corre el riesgo de desacreditar profundamente a las autoridades.

Karine Bechet-Golovko https://russiepolitics.blogspot.com/2021/11/russie-le-confinement-de-trop.html

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

La vacunación masiva no detiene las tasas de transmisión de Covid : Estudio de The Lancet

Los lanzamientos exitosos de vacunas no han logrado detener la transmisión de Covid, con nuevos datos que muestran que la prevalencia del virus está aumentando en individuos completamente inyectados, según un estudio médico en The Lancet.

Le puede interesar: