Colombia. ¡Ganó la Abstención Electoral en las Elecciones para Consejos de Juventud!

Publicado:

Noticias populares

El 5 de diciembre, se realizaron las tan anunciadas elecciones a los tales Consejos Municipales y Locales de Juventud y como era de esperarse, triunfó, con contundencia, la abstención electoral. La burguesía esperaba que los jóvenes rebeldes cayeran en la trampa de la farsa electoral y canalizaran por ahí la rebeldía y la combatividad que han demostrado en diferentes combates protagonizados contra el régimen uribista, especialmente desde el 21N del 2019 hacia acá. Sin embargo, las clases dominantes fracasaron en su intento de encerrar en las estrechas urnas el descontento juvenil con el régimen mafioso.

Los resultados fueron contundentes: de 12.282.273 potenciales votantes, ¡apenas votaron 1.279.961!, lo que equivale al pírrico 10,42%. Y de ese total, apenas 927.583 votos fueron válidos -el 72,46%-; 291.345 votos nulos -el 22,76%- y 53.624 votos fueron en blanco. Esas son las cifras que dejaron estas elecciones en las cuales los jóvenes entre los 14 y 28 años ¡no le comieron cuento a la democracia burguesa! Y si estas cifras son tristes para los defensores de la democracia burguesa en general, lo son aún más tristes para los reformistas en particular: Colombia Humana-Unión Patriótica obtuvieron 23.989 votos (2,58%); Dignidad, antes Moir consiguió 17.103 votos (1,84%); el Polo Democrático Alternativo obtuvo 6.488 votos (0,69%); el Partido Comunes, último en la lista de todos los partidos y movimientos políticos, sacó 2.364 votos (0,25%); y los que “puntearon” fueron el Partido Liberal Colombiano con 100.592 (10,84%) y el Partido Conservador Colombiano con 74.651 (8,04%).

Al margen de todo esto, también hay que tener en cuenta que estas elecciones no escaparon al fraude electoral manifiesto en el voto triple de algunos jóvenes, amparados en la Resolución 15881 de 2021 de la Registraduría Nacional, ¡publicada un día antes de las elecciones!, lo que fue interpretado como un cambio de reglas sobre la marcha, pues en esta se permitió que los menores de edad (14 a 17 años) se inscribieran y votaran en un puesto el mismo día de las elecciones. Por eso, el día de ayer, se evidenció el desplazamiento de personas entre puntos de votación para votar varias veces. También estas elecciones dejaron patente la farsa en las que realmente quienes eligieron fueron los que contaron los votos y las maquinarias politiqueras contra las que también lucharon los jóvenes en las calles.

La juventud no le come cuento a las clases dominantes del país, con su fraseología de que estas elecciones se legitimaran esos “consejos como mecanismos de participación, concertación, vigilancia y control de la gestión pública e interlocución de los jóvenes ante la institucionalidad”, basura que los jóvenes no se tragaron. Los hechos demostraron que este podrido Estado usa todo tipo de artimañas para engañar a los luchadores populares, por ejemplo, cuando citaba a las tales mesas de diálogo a las Primeras Líneas en medio del Paro Nacional en recintos cerrados, mientras enviaba al Esmad y al Goes a levantar a balazos los puntos de bloqueo. Esa es la democracia burguesa que en los hechos es violenta dictadura contra el pueblo desarmado.

Ya saltó más de un defensor de la democracia de los ricos a culpar a los jóvenes por no participar en la farsa electoral, a incriminarlos porque sólo participan en redes sociales y, según sus cálculos politiqueros, la lucha directa se debía reflejar en las urnas.

Es un mensaje es claro para quienes quieren ver: la juventud rebelde participa en la lucha política contra el régimen y el capital por medio de su organización en Asambleas Populares, en Primeras Líneas, en los puntos de bloqueo, en las diferentes formas en que se organizaron las masas con independencia del Estado y los politiqueros durante el Paro y el levantamiento popular.

¡Eso es participar en política! Participar de forma revolucionaria en los asuntos que realmente conciernen a los intereses de las masas, pues este Estado es una máquina burocrático-militar en manos de las clases dominantes y la democracia burguesa es, en los hechos, dictadura contra el pueblo. Por eso es necesario, ¡prepararse para los combates venideros!¡prepararse para la lucha contra el régimen de la mafia en las calles!

Esa es la tendencia que por años han tenido las masas en Colombia: de ascenso de la lucha directa de masas y de desprestigio de la democracia burguesa, del Estado burgués-terrateniente y todas sus instituciones. Ese desprestigio y desconfianza espontaneo, es necesario elevarlo a la conciencia de los revolucionarios para canalizar la rebeldía y el ímpetu de los jóvenes en la lucha hacia la destrucción violenta del Estado burgués; tarea que va unida al esfuerzo porque muchos de ellos se organicen políticamente en el Partido del proletariado que está en construcción, y para lo cual la Unión Obrera Comunista (mlm) pone a su disposición sus recursos y organización, pues para el triunfo de la Revolución es necesario construir dicho dispositivo estratégico, único capaz de organizar a las masas para llevar al triunfo la insurrección de los explotados y oprimidos contra el sistema capitalista.

DEJA UN COMENTARIO (si eres fascista, oportunista, revisionista, liberal, maleducado, trol o extraterrestre, no pierdas tiempo; tu mensaje no se publicará)

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Últimas noticias

Le puede interesar: